Get the party started... con Madonna y Dolce y Gabbana

La polifacética Madonna parece haber aparcado su faceta de actriz para embarcarse en la dirección cinematográfica. El estreno de su película ha reunido a diversas celebrities, que han acudido a una fiesta patrocinada por Dolce y Gabbana. ¿Quieres conocer la lista de invitados?

Maryta Alonso. 16 de octubre de 2008
Get the party started... con Madonna y Dolce y GabbanaLa polifacética Madonna parece haber aparcado su faceta de actriz para embarcarse en la dirección cinematográfica. Su película, Filth and Wisdom, se estrenó en la Berlinale, donde la crítica pareció no comprender la cinta. Sin embargo, como siempre ocurre con la diva, el público sí que acogió con entusiasmo su último trabajo. Al igual que ha ocurrido con los últimos discos de la cantante, mientras que la crítica echa por tierra su obra, sus incondicionales siguen apoyando cualquier labor en la que la ambición rubia se embarca, y es por ello por lo que nadie consigue arrebatarle el número uno.

El lunes 13 tuvo lugar el estreno del largometraje en la ciudad de Nueva York, que respaldaron nada menos que Dolce y Gabbana. Doménico Dolce y Stefano Gabbana ya han mostrado su admiración por Madonna en diversas ocasiones. En la presentación de su colección otoño/inverno 2006/2007, cuya inspiración radicaba en el Corto Maltés, las camisetas que lucieron las maniquíes estaban impresas con la portada de Confessions On A Dance Floor, realizada con diamantes incrustados.

Madonna acudió al estreno de negro, luciendo los zapatos de Chanel con tacón en forma de arma de los que ya os hablamos . El negro fue el color de la noche, ya que fueron múltiples las invitadas que optaron por el infalible little black dress para acudir al evento, siendo una embarazadísima Naomi Watts la única en apostar por el morado. Jessica Alba, America Ferrara y Brooke Shields son sólo algunas de las estrellas conocidas que no quisieron perderse el último trabajo de Madonna. Lindsay Lohan dio un nuevo significado al little black dress, optando por un very little black dress, muy del estilo de la actriz. La hermana de su pareja, la diseñadora Charlotte Ronson, también acudió al acto.

El diseñador Marc Jacobs tampoco faltó al estreno, que se convirtió en un verdadero hervidero social. Esperamos ansiosas poder ver la nueva película de Madonna pronto, aunque, a priori, aplaudimos la elección de abandonar su carrera frente a la cámara.

Continúa leyendo...

COMENTARIOS