Dior en Brooklyn

Breve comentario al desfile de crucero de Dior

Dior

Como ya se sabe, lo que empezó siendo una anécdota (es decir, minicolecciones que se realizaban para las afortunadas que de noviembre a enero se marchaban, literalmente, de crucero, huyendo del frío -yo no he conocido nunca a ninguna, conste en acta- mientras el resto nos quedábamos haciendo funcionar este maltrecho país desde nuestras respectivas oficinas, garitos, tiendecitas, puestos, coches patrulla, parcelas, almenas, huertos, jaulas etc etc)…decía que lo que empezó como una simple anécdota se ha convertido en una fórmula casi perfecta de promocionar una marca, marca que, eso sí, debería tener el pulmón suficiente para diseñar, producir y distribuir unas, cada vez más, completas colecciones.

Viendo la última colección de crucero de Dior (unas 67 salidas, toma ya) nos damos cuenta de que de la anécdota se ha pasado al superdesfile. De hecho si a ti te ponen este desfile y te dicen que es un desfile de primavera/verano, te cuela perfectísimamente. Convertir las colecciones crucero en auténticas colecciones autónomas fue una idea de Chanel. Ahora, quien más quien menos, tiene colección crucero. Creo que hasta Bershka tiene colección crucero. Ahora si eres una firma de moda y no tienes colección crucero, no eres nadie. Por supuesto ya no van dirigidas a las "cruceristas" sino a las "fashionistas" ávidas de (supuestas) novedades. El desfile del crucero de Dior se ha celebrado en Brooklyn, un barrio que a todo el mundo le parece muy exótico. La búsqueda de localizaciones exóticas es otra de las quimeras de los organizadores de desfiles contemporáneos. Y, como se sabe, un descampado con un muro pintado de espontáneos grafitis es, a ojos de un fashionista, igual de exótico que una playa en Tanzania o la gran muralla China. Las afueras, el territorio comanche, la frontera… de un tiempo a esta parte, son cool. De todos modos, si a ustedes les regalan un duplex a escoger  entre uno en Paseo de Gracia u otro en Lavapiés, háganme caso por una vez, pasen de "hipsterismo",  acepten mejor el de Paseo de Gracia.

Etiquetas: dior

Continúa leyendo...

COMENTARIOS