MBFWM: ¿cómo la crisis del coronavirus ha afectado la moda española?

La pandemia ha conllevado cambios inevitables en todos los ámbitos del sector. Reflexionamos en el marco de la 72 edición de la Mercedes-Benz Fashion Week Madrid.

MBFWM coronavirus
Gtresonline

El arte como victoria ante la pandemia. Así podríamos percibir esta 72 edición de la Mercedes-Benz Fashion Week Madrid, celebrada virtualmente pero también presencialmente, del 7 al 13 de septiembre, parcialmente en el recinto de IFEMA. Una edición muy especial para el sector que se repone, progresivamente, de una crisis que ha dejado estragos: el pasado mes de marzo, la Asociación Creadores de Moda de España (ACME) cifraba en 360 millones de euros las pérdidas para el sector, a raíz del coronavirus. Aun así, fueron numerosos en seguir adelante y proponer sus colecciones de cara al 2021, con la esperanza de un futuro mejor.

La crisis ha impulsado un cambio en la propia manera de trabajar. "En cuanto a  la colección, a todo nuestro equipo y organización, la crisis ha cambiado mucho porque tenemos un año con media colección, o sea casi dos temporadas. Eso afecta a todo el mundo. También hay cambios como el hecho de que las ferias internacionales no se estén haciendo, veremos cuando vuelven, de momento las están posponiendo, nos iban a hacer Première Vision Paris este año que es la más importante que hay… veremos" comenta Nuria Sardá, directora creativa de la firma que creó su padre Andrés Sardá, quien vuelve este 2020 con Agua, una colección "alegre, femenina, muy sofisticada y creo que muy positiva. Queríamos transmitir esperanza, positivismo, creemos que lo necesitamos. Trabajamos con un año y medio de antelación". La crisis ha revolucionado su actualidad: "de momento, a nivel de empresa tenemos prohibidos los viajes internacionales, las ferias, las convenciones que normalmente hacemos, por ejemplo en Bélgica. Son todas online. Hay muchos cambios a los que nos tenemos que adaptar pero lo haremos, hemos de superar esto y vamos a poner todos nuestros talentos a pensar en cómo adaptar. No nos podemos quejar sino lo que tenemos que hacer es luchar para sobreponernos a todos los impedimentos que tenemos y ver de qué manera podemos solucionarlo. La presentación de nuestras colecciones ha sido por ejemplo totalmente online, con videos grabados, en enero".

Ágatha Ruiz de la Prada, quien presentó una colección homenaje a África, afirma: "nunca hemos trabajado más. Siempre he estado de viaje, hace dos años por ejemplo 74 desfiles en un año. Creo que este año voy a hacer poquísimos pero a la vez me está viniendo bien para ordenar más... es una vía distinta, más parecida a la del principio, muy diferente a la de los últimos tiempos. Una manera de trabajar super diferente."

¿Un cambio de los códigos estéticos?

Moisés Nieto
Gtresonline

¿Han cambiado nuestros códigos estilísticos a raíz de la crisis? Hannibal Laguna, autor de MOMS (una colección "dedicada a todas nuestras madres, es una forma de rendirles homenaje en estos momentos en los que creo que han estado muy presentes y de una forma muy particular"), afirma: "todavía no, creo que es pronto para decir que la crisis ha cambiado nuestros códigos. Ha cambiado nuestro consumo. Consumimos menos porque no tenemos eventos oficiales, ni personales, ni día a día de vida social, nuestra inversión en moda ha disminuido. Es cierto que aunque esto siga, esto no va a ser así. Llegará un momento en el que nos acostumbraremos porque siempre hemos pensado que era algo muy pasajero… nos hemos dado cuenta de que no. Pero creo que al final vamos a volver, volver a disfrutar de otra manera."

Nos enfrentamos, sin lugar a dudas, a un cambio de paradigma, según comenta Moisés Nieto, autor de la colección Stop, sit and think: "sin duda esta crisis nos dará una visión más amplia de cómo está el sector, así podremos analizarlo y tomar las medidas necesarias para producir un cambio necesario. Las grandes crisis mundiales dieron paso a nuevos modelos de consumo. Seguramente estemos en esa dirección. Y sin duda, el consumo responsable es nuestra meta más cercana. Tanto los diseñadores como los medios de comunicación somos la clave para que el cambio sea inminente."

Un nuevo 'accesorio'

Accesorio mascarilla
Gtresonline

La crisis conlleva cambios inevitables en nuestra sociedad, con repercusiones directas en nuestro día a día. Uno de sus símbolos es sin duda la mascarilla. Un dispositivo médico que numerosos diseñadores reinventaron, como un nuevo "complemento" de nuestro día a día. "La moda siempre es un reflejo de la sociedad, desde tiempos inmemoriales, ha sido una forma de expresión. Vivimos en otra etapa. Fuimos una de las primeras marcas en adaptarnos a eso, por eso estoy bastante contento. Todo empieza por protegerse, de un virus, de una infección, de un sol… y el ser humano al final con la indumentaria nos adaptamos al medio, en invierno llevamos un abrigo para protegernos del frío pues ahora habrá que ponerse una mascarilla… ¿por qué no hacerlo de una forma, para mí no es nada frívolo, más divertida? Ya que te tapas la cara… no me pongo las de la farmacia porque me veo como un chico enfermo… por lo menos que tenga un punto de luz, de diversión, es dar un giro a esto y sacarle el lado estético, el de la protección de cada uno" argumenta Juan Carlos Pajares, quien presentó su colección anual en versión digital y presencial.

Ágatha Ruiz de la Prada, quien lanzó una línea en colaboración con Lidl, recalca: "Yo vendí 500.000 mascarillas en tres cuartos de hora pero esto no quiere decir que ganáramos dinero en absoluto, primero porque mucho de lo vendido fue para una ONG que se llama Save the children, eran baratísimas. Haciendo mascarillas no te puedes compensar el que la gente vaya vestida de ti. Pero desde luego, mejor hacer mascarillas que no hacer nada."

Un mensaje de esperanza

Maison Mesa
Gtresonline

Su inevitable impacto no impide que se mantenga la esperanza y sobre todo, el optimismo. Así nos lo confirma Juan Carlos Mesa, de Maison Mesa: "yo diría que sí, que la crisis coronavirus ha afectado mi proceso creativo... no sé si por algo especial o no, pero creo que en mi proceso creativo siempre influye. Para mí lo más importante es lo que pasa en mi sociedad lo que me lleva alrededor y evidentemente en estos últimos meses lo que más nos ha influido a todos ha sido esta pandemia. Yo creo que evidentemente lo ha hecho para bien porque yo creo que soy positivo y creo que hay que sacar de todo siempre una positiva y quizás esto me ha hecho decantarme por el tema de continuación sobre el gabinete del doctor Caligari y continuando el tema de la Bauhaus. ¿Ha sido difícil sacarla adelante la colección? Pues ha sido complicadito, pero mira, yo soy un fanático de los que creo que los problemas me estimulan, ¿no? Porque lo bonito de un problema no es el problema en sí lo maravillosa el problema es que tienes que encontrar una solución y encontrarlas. Creo que superar estos retos nos va a dar una satisfacción más grande y a veces de las cosas más difíciles y más complicadas salen las cosas más estimulantes y emocionantes. Estoy muy emocionado y muy contento porque creo que vamos a hacer cosas estupendas. Creo que el ingenio se nos va a llevar a todos y vamos a disfrutar de nuestra moda española de nuestro trabajo y de nuestras tradiciones mucho más de lo que disfrutábamos antes, creo que vamos a potenciar con orgullo y con placer que va a ser lo mejor del mundo."

Un mensaje esperanzador compartido por los 27 diseñadores de esta edición, que no se parece a ninguna de las anteriores.

Sophie Fernández

Sophie Fernández

Ser periodista y un buen café son dos de las razones que me tiran de las sábanas cada mañana. No imagino un mundo sin igualdad, novelas de Victor Hugo, moda, viajes, belleza, tortilla poco cuajada ni rock de los 50. Con el corazón en constante vuelo directo París-Madrid. Y los pies enfundados en bailarinas de punta.

Continúa leyendo