Pasarela Cibeles Madrid Fashion Week feb.10: 1ª jornada

Oficinistas al estilo de Mad Men, la pasarela convertida en un mar o un recital de piano en directo. Arranca Cibeles con puro espectáculo y una jornada copada por pesos pesados de la industria.

jesús del pozo


Jesús del Pozo encendió los focos de la Pasarela Cibeles, tras un día dedicado a jóvenes valores con El Ego. Llegaba el momento de los grandes maestros y también de los más comerciales y no defraudaron.

Con un look de oficinistas estilo la televisiva Mad Men, las propuestas de Jesús del Pozo dejan entrever su gran labor de patronaje: juegos arquitectónicos de superposiciones, texturas aterciopeladas, lana y punto y fusión de acabados.

Las prendas estrella para este diseñador para el próximo invierno serán las faldas corta por encima de la rodilla. En cuanto a los colores, apuesta por el mostaza, el verde y el azul eléctrico. ¿Y en cuanto a los complementos? Zapatos de tacón alto, cinturones estrechos y, sobre todo, gafas de montura de pasta negra. Working girl en la pasarela.


francis montesinos


Francis Montesinos nos llevó hasta su Valencia natal y la pasarela se convirtió en un mar con las propuestas de la próxima colección otoño-invierno 2010-2011. Entre sus modelos, una de sus musas: Paola Dominguín que abrió el desfile y fue seguida de su hijo Nicolás.

Redes y ganchillo se abrían paso entre jerséis y vestidos de lana, mientras que los estampados y los volantes aparecían en multitud de prendas. Las botas de ante con tachuelas será su calzado fetiche y nos sorprendió con bolsos confeccionados con plumas y conchas de mejillón.

Entre las propuestas de Francis Montesinos para la noche, figuran las transparencias y los tocados. Sus prendas más aplaudidas fueron dos vestidos largos, dorado y azul brillante. Al final del desfile, una novia "marinera" llena de volantes.

ágatha ruiz de la prada


Ágatha Ruiz de la Prada presentó su colección "Streetwear" pensada para mujeres prácticas, pero -eso sí- con un toque Ágatha, léase prendas a todo color y con toques de humor.

Entre ruidos de coches, desfilaron las modelos de Ágatha Ruiz de la Prada con rasos, terciopelos y organzas con mucho volumen. Faldas con aros y mucho volumen como salidas de otras épocas, junto a leggings bicolores y prendas oversizes.

Sus siempre presentes corazones estaban en accesorios y cosidos en las mangas y en los cuellos.

victorio&lucchino


Victorio&Lucchino ofreció espectáculo dentro y fuera de la pasarela. Mientras que los fotógrafos corrían frente a su front row repleto de famosos de la talla de la Duquesa de Alba o Francisco Rivera el desfile arrancó con una de las top del momento: Iris Strubegger.

Para el día, Victorio&Lucchino viste a la mujer con gasas y minivestidos confeccionados con distinto material a la espalda y minifaldas con mucho vuelo. Para la noche, vuelve el look grecoromano con vestidos largos y plisados. Colores suaves para el próximo otoño-invierno combinados con gris.

elio berhanyer


Elio Berhanyer y su femenidad torera nos trajo a la pasarela la fiesta nacional más fashion. Trajes chaqueta, faldas tubo por encima de la rodilla, americanas entalladas y con hombreras, todo muy sobrio en una primera parte marcada por el negro con toques rojos.

Todo un maestro de los detalles, destacaron sus cuellos y mangas rematados en piel y sus adornos de pedrerías y lentejuelas. No pudieron faltar sus esperados smokings tanto para él como para ella, con Arancha Santamaría y Jon Kortajarena desfilando juntos de la mano.

Sobre la pasarela, una boda ficticia donde iban desfilando invitadas de vestidos largos y pliegues, una madrina de rojo pasión y con mantilla y una novia con un vestido vaporoso en blanco roto y un cinturón de pedrería en el pecho.

roberto verino

 

Roberto Verino nos sumergió en el París actual con un desfile lleno del espectáculo. Arrancó con la modelo Eniko Mihalik -una de las elegidas para el Calendario Pirelli 2010- andando sin música sobre el escenario: al final un micrófono y empezó un play-back y un desfile dividido en cuatro partes.

Para el día, trajes sastre y abrigos de tweed de colores intensos y cortes entallados. Destacan los pantalones de pata ancha y las hombreras pronunciadas. El tweed de colores llamativos como el verde o el rojo marcarán una estética setentera para el próximo invierno y el toque estrella lo aportarán las plumas y los cristales Swarovski. Por la noche, prendas de satén negras.

Nos han gustado particularmente sus complementos: pequeños bolsos de mano o tipo bomboneras, sus bufandas XXL, sus medias de fantasía y sus zapatos con print animal.

adolfo domínguez

 


Adolfo Domínguez nos propone una moda muy urbana y con toques ochenteros. Trajes de chaqueta y falda y abrigos oversize y mucha cremallera a la vista y pantalones harem. Tejidos cálidos como la lana y la alpaca en multitud de prendas casual, mientras que por la noche llegan los vestidos cortos y asimétricos.

El desfile contó con música en directo de Michael Nyman, compositor de "El piano", y Adolfo Domínguez estuvo acompañado por su hija Tiziana, de 23 años, que, según asegura, estuvo presente en todo el proceso creativo de la colección.


 

Etiquetas: desfiles

Continúa leyendo...

CONTENIDOS SIMILARES

COMENTARIOS