Vídeo de la semana

El secreto que necesitas para llevar bien los vestidos con escote en la espalda

Solo necesitas un pequeño accesorio para lucir espalda sin preocupaciones en verano. ¡Y sabemos dónde encontrarlo!

espalda
Instagram

¡Qué bonitos son los vestidos con escote en la espalda! Sugerentes, favorecedores y elegantes. Qué looks tan estilosos nos regalan cada verano y qué bien quedan con un recogido estival... Pero qué difícil es llevarlos cuando una tiene mucho pecho o cuando no se siente cómoda vistiendo sin recurrir al sujetador.

Ese problema, que aleja a muchas mujeres de decantarse por este tipo de vestidos, tiene una solución muy fácil y muy económica: ¡una cinta adhesiva! Existen cintas suaves, flexibles y adhesivas imperceptibles a la vista y que no dejan residuos en la piel, perfectas para crear un sujetador casero que no se ve por la espalda. ¿Una de nuestras favoritas? Las que acaba de poner a la venta la marca de accesorios In My Size, a través de You Are The Princess, en dos largos.

Esta cinta es ideal para usar bajo la ropa, ya que se adhiere firmemente al pecho gracias a su adhesivo y consigue levantarlo y fijarlo cómo y cuánto necesites. Está disponible en dos tamaños - diez y cinco centímetros de ancho – y puede colocarse de varias maneras, logrando siempre el mismo efecto: pecho firme y espalda libre. ¿Pero cómo se utiliza exactamente? Según nos explican desde In My Size, estos son los pasos a seguir:

  • Primero, hay que limpiar la zona donde se pegará la cinta con una toallita húmeda para eliminar cualquier resto de crema, aceite o suciedad de la piel.
  • Se recomienda cubrir los pezones con unos cobertores especiales.
  • Calcular la cantidad de cinta que vamos a utilizar según el diseño del vestido o blusa que llevemos y cortarla según nuestras necesidades. Podemos aplicarla solamente cubriendo la parte delantera del pecho (si solo queremos evitar que se nos marque el pezón sobre el vestido), alargándola hacia los hombros (si tenemos mucho pecho y necesitamos extra de sujeción)…
  • A continuación, despegar la cinta por un lado, pegarla en tu piel y tensarla para continuar pegándola sobre el pecho siguiendo la línea del cuerpo hacia la dirección deseada. Si se necesitase mayor sujeción, añadir más tiras.

Continúa leyendo

#}