Los tocados de la boda real

En Marie Claire repasamos los tocados, sombreros y pamelas vistos en la boda real británica. Unos son sencillos y elegantes y otros de lo más osado, ¿cuál te gusta más?

Princesa Beatriz

Tal y como el protocolo de bodas diurnas reza, las asistentes al enlace entre Guillermo y Kate llevaban en su mayoría tocados, pamelas y sombreros. Los tonos protagonistas fueron los empolvados: el tan de moda nude causó sensación entre mujeres tan diferentes como la princesa Beatriz y Karen Gordon, el rosa vistió de pies a cabeza a la princesa Letizia y el beige empolvado fue el color elegido por Máxima Zorreguieta para tocado y vestido.

El azul en sus diferentes tonalidades fue el favorito de muchas de las asistentes para colorear sus tocados. La pamela de la madre de la novia, Carole Middleton, era de un azul bebé muy favorecedor, Margarita de Dinamarca también escogió un tono azul muy suave para coronar su cabeza con un tocado tipo casquette con filigrana y plumas.

La princesa Eugenia de Inglaterra y Tara Palmer-Tomkinson se decantaron por sendos tocados triangulares en un azul más encendido y detalles de plumas la primera y florales la segunda. La embarazadísima Victoria Beckham se caló un discreto tocado redondeando azul noche con piedrecitas y una gran filigrana.

La nota de originalidad, en cuanto a tocados se refiere, la pusieron dos mujeres: Beatriz de Inglaterra con un enorme tocado nude firmado por el prestigioso sombrerero británico Philip Treacy que representaba un lazo y la española Miriam González con un turbante coronado por una enorme flor en tonos rojizos que se extendía por buena parte de su cabeza.

Los tocados tipo casquette fueron los protagonistas de tan insigne velada seguidos de cerca por grandes pamelas como la que portaba Camilla Parker, duquesa de Cornualles y pequeños sombreros como el que lució la princesa de Asturias de la firma Pablo y Mayaya con detalles en tul y plumas.

Etiquetas: accesorios, kate middleton, pamelas, sombreros, tocados

Continúa leyendo...

CONTENIDOS SIMILARES

COMENTARIOS