Vestidos de novia de inspiración romántica

Tal como hicieron los Románticos desde finales del siglo XVIII, este 2013 en las pasarelas nupciales los vestidos de novias románticos se han rebelado ante los cortes clásicos y de carácter estructurado, imponiéndose la inspiración romántica y las características de su estética en muchas de las propuestas más aclamadas.

Raimon Bundó

Tal como hicieron los Románticos desde finales del siglo XVIII, este 2013 en las pasarelas nupciales los vestidos de novias románticos se han rebelado ante los cortes clásicos y de carácter estructurado, imponiéndose la inspiración romántica y las características de su estética en muchas de las propuestas más aclamadas.

Y es que los diseñadores parecen haberse nutrido de esta inspiración esta temporada para vestir a las novias. Así que, si esta en tu agenda elegir vestido para tu gran día, tienes que tener en cuenta esta tendencia.

Pero, como es un día que ante todo debes estar cómoda y sentirte “Tú” misma con tu vestido, tenemos que aclarar que un vestido de novia romántico no es para todas las novias.

Es para ti si eres anti estereotipos, si te gusta romper con lo establecido, pues su corte, tal como hacía el movimiento, busca lo original, lo exótico y el factor diferenciador frente a lo que cabría esperar.

Los vestidos de novia románticos también harán las delicias de novias creativas, ya que este deseo de originalidad junto con el sentimiento de libertad lleva a explorar la creatividad sin límites: hasta el punto de reinventar las fuentes clásicas, fantaseando con la herramienta de la mitología. Así que, si quieres sentirte toda una diosa como Diana o una reina de las hadas como Titania, es tu momento.

Veremos también que los diseñadores han usado tejidos delicados y sutiles, brocados con formas florales además de, por supuesto, adornos de esta índole en peinados, que evocan el mimetismo con la naturaleza que buscaba la inspiración romántica.

Los vestidos de novia románticos también son para las novias anárquicas, pues se caracterizan por caídas y cortes asimétricos, reflejando el valor añadido que en el romanticismo tenía la obra inacabada o libre.

Y, por encima de todo, es un vestido pensado para una novia que quiera soñar y transmitir una sensación, vivir un momento y la primacía de esos sentimientos por encima de una estructura perfecta ordenada y establecida de forma convencional.

Continúa leyendo...

CONTENIDOS SIMILARES

COMENTARIOS