Novias -- Moda

¿Boda a la vista? Te proponemos 15 vestidos de invitada por menos de 100 euros

¡Boda a la vista! Cuánta ilusión nos hace recibir este tipo de noticias. Por un lado, por poder formar parte de un día tan especial para los novios. Por otro lado, porque es un ocasión clave en donde se reúnen todos nuestros amigos y familiares que hace tantísimo que no veíamos y que nos encanta reencontrarnos con ellos. Es el resultado de un conjunto de diferentes factores que hacen que las bodas siempre gusten. No solo son emocionantes, sino que además son muy divertidas también. 

Sin embargo, no todo son risas... En cuanto imaginamos el desembolso que nos tocará hacer parece que la cosa se pone menos cómica. Que si el regalo, que si el vestido, que si los accesorios, los zapatos… Una lista casi infinita que en cuanto empezamos a sumar… ¡Se dispara! Por nuestra cabeza se contemplan diferentes ideas para poder hacer frente a esta situación, en donde cobra cada vez más peso la de repetir vestido. Sí, ese que usamos hace bastante tiempo y que probablemente requiera de más de una mano de modista para dejarlo ideal. Y es que cuando los años avanzan, es inevitable que quede patente en prácticamente todo.

Por eso queremos que se te quite esa idea o cualquier otra que se te haya podido ocurrir. Queremos que seas una invitada perfecta que luzca un precioso vestido de temporada y, sobre todo, sin la necesidad de gastarte todos tus ahorros. Nos hemos encargado de indagar en las firmas low cost y hemos dado con unos modelos que realmente enamoran. De colores más vivos o de colores más nude, de diferentes estampados y tejidos, cortos o largos... Pero todos ellos con algo en común: el precio inferior a 100 euros. Desde Zara o Mango que como casi siempre encabezan la lista de los mejores  vestidos de fiesta económicos a marcas como Tintoretto o Intropia, en las que se requiere de un vistazo un poco más exhaustivo. Nos los hemos mirado todo. 

Ahora te toca a ti decantarte por el que más se ajusta a tus preferencias o bien que te sirvan de inspiración para elegir otro que se le asemeje. Sonríe y disfruta. Que como suelen decir… ¡De las bodas salen otras bodas!