Tener una hermana te hace más feliz (lo dicen los expertos)

Investigadores de la Universidad de Ulster (Reino Unido) demostraron que las personas con hermanas tenían globalmente una mejor salud mental y eran más optimistas.

Peleas, críticas, celos… ¿Te suena? Puede que conformen tu vida cotidiana si tienes una hermana. Como perro y gato, os amaréis tanto como odiaréis. Te alegrará saber que tu hermana es uno de los garantes de tu felicidad. A esta conclusión llegaron investigadores de las Universidades de Montfort en Leicester y Ulster. Un estudio llevado a cabo con 571 personas de entre 17 y 25 años demostró que las personas con hermanas eran las que tenían un mayor equilibrio mental. Según el profesor Tony Cassidy, la presencia de hermanas parece alentar la comunicación y cohesión en las familias. Por otra parte, los entrevistados provenientes de familias que habían sufrido un divorcio alcanzaron un mayor nivel de felicidad que los demás al contar con un mayor apoyo.

Las hermanas, según recalcó el estudio, animan a sus hermanos a ser más abiertos, a expresar más sus opiniones y a ser más sociables. Desarrollan mejores habilidades comunicativas al ser más expresivas que los hombres, según los datos recopilados en el estudio. Además de generar más seguridad e independencia, refuerzan los lazos familiares. No es el primer estudio que demuestra las ventajas de tener una hermana. Un estudio llevado a cabo por la Universidad Brigham Young de Utah demostró que las personas que crecieron con hermanas no solo eran más felices sino que eran menos propensas a sufrir depresión y corrían menos riesgos de caer en la delincuencia. Ya lo sabes, fuera peleas, tu hermana podría ser más importante de lo que crees, aunque conviene como siempre contrastar estos datos.

 

Sophie Fernández

Sophie Fernández

Ser periodista y un buen café son dos de las razones que me tiran de las sábanas cada mañana. No imagino un mundo sin igualdad, novelas de Victor Hugo, moda, viajes, belleza, tortilla poco cuajada ni rock de los 50. Con el corazón en constante vuelo directo París-Madrid. Y los pies enfundados en bailarinas de punta.

Continúa leyendo