Dos mujeres azotadas por mantener relaciones sexuales en Malasia

La pena fue aplicada a la pareja homosexual por mantener relaciones sexuales entre ellas, violando la ley islámica. El castigo fue aplicado excepcionalmente en público.

Malasia

Azotes. Este fue el castigo sin contemplaciones infligido a dos mujeres malasias de 22 y 32 años respectivamente el pasado lunes por mantener relaciones entre ellas. El hecho es conocido como musahaqah. La pareja fue detenida el pasado mes de abril tras ser encontrada dentro de un automóvil en una plaza del estado de Terengganu, en el norte del país. El tribunal islámico las condenó con seis golpes de vara y una multa de e 3.300 ringgits (equivalentes a 690 euros), siguiendo la estricta ley religiosa. Más de 100 personas asistieron al castigo.

Un miembro del consejo ejecutivo de Terengganu, Satiful Bahri Mamat, explicó la decisión: “el procedimiento criminal de la sharía (ley islámica) permite al tribunal determinar dónde ejecutar la sentencia, y requiere que sea presenciado por un número determinado de musulmanes”.

Mujeres Malasia
Unsplash

La ejecución, primera de la región y sobre todo primera realizada en público, deriva de una jurisdicción específica. Más de la mitad de las regiones del país cuenta con un sistema judicial que también se encarga de gestionar temas religiosos y personales, en nombre de la Charia.

Pese a la victoria de una coalición progresista en las elecciones del pasado mes de mayo, la situación de los miembros de la comunidad LGBT sigue sufriendo numerosos prejuicios en su día a día. Varias asociaciones y ONG mostraron su preocupación ante el castigo, único hasta ahora. Thilaga Sulathireh, de la organización Malasia Justice for Sisters, confesó que "este caso demuestra una regresión de los derechos humanos, no sólo para las personas LGTB” y comentó su preocupación ante un control cada vez mayor de la sexualidad de la población.

CONTINÚA LEYENDO