Lindsay Lohan arremete (y luego pide disculpas) contra el movimiento #Me too

La actriz estadounidense critica las declaraciones de las mujeres que apoyan o han denunciado un caso de acoso con el movimiento como bandera, alegando que les hace "parecer débiles".

Lindsay Me too
Getty Images

La ola feminista potenciada por el movimiento Me too no consigue la unanimidad. En el marco de un contexto en el que ya se cuentan por cientos las denuncias en el ámbito del cine, algunas celebrities deciden ir claramente a contracorriente.

La estrella de la pequeña pantalla Lindsay Lohan comentó en el marco de una entrevista con el diario británico The Times que no apoyaba del todo el movimiento, esencialmente debido a que las víctimas cuentan estos abusos de forma pública, años después. Afirmó: "Creo que cuando las mujeres hablan contra todas estas cosas parecen débiles, cuando son mujeres muy fuertes", añadiendo "Tienes esas chicas que aparecen así, que ni siquiera se sabe quiénes son, y que lo hacen para conseguir atención". En este sentido, alega que estas acusaciones se deben más a un afán de protagonismo. Las declaraciones de la actriz no pasaron desapercibidas en las redes, y llevaron a miles de internautas a reaccionar ante lo que consideran una despreocupación e irrespeto por las víctimas.

Sin embargo, la actriz, como era de esperar, se ha retratado de su posición y en un comunicado liberado hace unos días pide perdón por sus comentarios. "He aprendido cuán dolorosas pueden ser algunas declaraciones, como las que he hecho yo. Nunca fue mi intención. Lamento cualquier dolor que pueda haber causado. Siento el máximo respeto y admiración por las mujeres que son lo suficientemente valientes como para alzar la voz y hablar sobre sus experiencias".

No es la primera vez que la artista se alza contra el movimiento. Fue una de las pocas que se posicionó a favor del productor Harvey Weinstein, acusado por más de 80 famosas de acoso.  Comentó en un vídeo subido a su red Instagram y borrado seguidamente: "Me siento muy mal por Harvey Weinstein ahora mismo. No creo que sea justo lo que está pasando". A nivel personal, la actriz afirmó no haber sufrido ningún tipo de acoso: "Realmente no tengo nada que decir. No puedo hablar sobre algo que no viví".

Una oposición contundente

Lindsay Me too
Getty Images

Lindsay Lohan se suma a la lista de artistas que tampoco apoyan la explosión del movimiento. El pasado mes de enero, Catherine Deneuve, Brigitte Lahaie y Catherine Millet fueron solo algunas de las más de cien mujeres artistas que firmaron la tribuna “Nous défendons une liberté d’importuner, indispensable à la liberté sexuelle" ("Defendemos una libertad de importunar, indispensable a la libertad sexual"), publicada en el diario francés Le Monde.

Denunciaron en su publicación lo que consideran un abuso y una recriminación que traspasa las fronteras la libertad: “Nos obligan a hablar de una manera, de callar lo que enfada, y las que se niegan a ceñirse a estas acciones son vistas como traidoras, cómplices”. Según las participantes, el movimiento afectaría la libertad individual y sobre todo, se aparenta a una persecución perpetura de los hombres, una “fiebre que consiste en enviar los “cerdos” al matadero. A su juicio, el movimiento no ayuda a las mujeres a sentirse más libres, solo sirve en realidad “los intereses de los enemigos de la libertad sexual, de los extremistas religiosos, de los peores reaccionarios y de los que consideran que las mujeres son seres aparte, niñas con cara de adultas, pidiendo protección”.

CONTINÚA LEYENDO