Así es el machismo 2.0: las claves para reconocerlo

La red es un espacio de empoderamiento, pero también es el escenario de un nuevo machismo, que va desde el acoso hasta los comportamientos más sutiles.

machismo 2.0

Internet no es ya una herramienta, sino una extensión de nuestra vida. Todo lo que sucede tiene su reflejo en el espacio virtual y así como para las mujeres es un instrumento de empoderamiento, de organización y militancia en pos de la igualdad; también es el escenario de un nuevo machismo, a menudo más camuflado que en el mundo real.

El reciente estudio Violencias de género 2.0, realizado por varias autoras y coordinado por la académica Trinidad Donoso-Vázquez, explora la red como escenario de comportamientos agresivos o de control hacia las mujeres. Según algunos de los datos recogidos en este estudio, la organización WHOA (Working Halt Online Abuse) publicó en su último sondeo de 2012 que el 80% de las víctimas de acoso a través de la red fueron mujeres y dos tercios de los agresores, hombres. Otra encuesta, la del National Center for Injury Prevention and Control en el 2010, mostraba que el 77,9% de las mujeres que fueron acosadas, lo fueron también a través de los espacios virtuales (emails, mensajes de texto, control de posición, etc.). Estas seis son algunas de las claves y vertientes más o menos sutiles del machismo 2.0.

¿Privacidad?

Pedir la contraseña de las redes sociales como prueba de amor, invadir la intimidad, fiscalizar movimientos a través de WhatsApp son comportamientos de violencia de control. Estas actitudes crecen entre jóvenes y adolescentes hasta el punto de que se han lanzado campañas específicas en contra. No es una violencia ejercida en el entorno de Internet, sino una violencia que usa Internet como arma de control. 

Igualdad

Demonizar la palabra feminismo no solo es una herramienta para desvirtuar mensajes profundos enredándose con la terminología, sino también signo de una enorme laguna de cultura general. Feminismo y machismo no son contrarios. El segundo es una actitud de supremacía y el primero, según la RAE, es "el movimiento que exige para las mujeres iguales derechos que para los hombres". Tomen nota.

Cueva de 'trolls'

¿Qué sería Internet 
sin sus trolls? 
Estos iracundos acosadores a tiempo completo están por todas partes. Son la versión más clásica y básica del acoso a las mujeres en Internet y sus consignas "a las feministas os hace falta un buen polvo" o "¡a fregar!" son tan antiguas como las que les dedicaban a las sufragistas. 

El 'mansplaining'

Tranquila, que ya te lo explican ellos. A menudo en los comentarios y tuits que campan por las redes el arma 
no es la agresividad ni el control, sino la condescendencia. El término mansplaining, que viene de man (hombre) y explaining (explicar), se ha acuñado para referirse a los comportamientos paternalistas sobre las mujeres. El 'explicador', a pesar de ser un hombre, opina con autoridad sobre todo lo que atañe a las mujeres. 

Solo ellas

Existen espacios virtuales reservados solo a mujeres, como el del colectivo ZAS, Zero Agresiones Sexistas. La finalidad de estos lugares es servir de refugios a mujeres maltratadas o protegerse de los trolls, pero a menudo son malentendidos por los hombres 
que militan en el feminismo. Sus bienintencionadas invasiones de los escasos espacios reservados solo a mujeres son una de las manifestaciones más sutiles del nuevo machismo.

Línea dura

Su arma son los datos 
(a menudo falsos o tergiversados) y su lucha la derogación de la Ley contra la Violencia de Género por considerarla discriminatoria contra los hombres. Son los responsables de acuñar el término 'feminazi'. 
En el estudio Violencias de género 2.0 se les denomina "machistas legalistas" y hasta tienen sus propias asociaciones, como FenderGen.

¡Apúntate a la 3ª Carrera Hay Salida contra la violencia de género!

¿Quieres comprometerte a construir una sociedad libre de violencia contra la mujer? Nosotros sí, y por eso te animamos a que participes en la 3ª Carrera Hay Salida contra la violencia de género. La organizan desde la revista Mía, siempre volcada en ayudar a las mujeres, y ellos te piden que no te quedes al margen de la terrible realidad que viven muchas de ellas: el maltrato machista. El plan es correr seis kilómetros el próximo 12 de junio en Madrid en defensa de una sociedad igualitaria y libre de cualquier tipo de violencia sobre las mujeres, además de demostrar apoyo a aquellas que sufren malos tratos. ¿A qué esperas para apuntarte?

Continúa leyendo...

CONTENIDOS SIMILARES

COMENTARIOS