Yoga en el embarazo: precauciones y consejos

Sácale el máximo paratido a una disciplina beneficiosa para ti y el futuro bebé

Yoga y embarazo

Consciente de la importancia de hacer ejercicio durante el embarazo, has estado investigando las distintas posibilidades que tienes para mantener tu cuerpo activo y llegar al parto en buena forma. El yoga se presenta como una buena opción: es una actividad relajada que, además de trabajar el cuerpo, lo conecta con la mente y el espíritu, y que te ayudará a sobrellevar los cambios y a aliviar las molestias típicas de estos meses.

 

Pero, antes que nada, debes saber que no puedes apuntarte a las clases si no estás en el tercer mes de embarazo, así evitas riesgos y aseguras el bienestar del bebé. A partir de aquí, el yoga no tiene por qué provocar efectos secundarios si se realiza con un monitor especializado. Aunque siempre es aconsejable que antes de empezar a practicarlo, como cuando se inicia cualquier otra actividad durante el embarazo, conviene consultar con el ginecólogo.

 

Busca centros especializados para recibir las clases, ya que las posturas o asanas deben adaptarse a embarazadas para trabajar las zonas más implicadas a la hora de dar a luz: pelvis, vejiga y parte baja de la espalda. Y, para que la actividad sea completa, combina el yoga con un ejercicio cardiovascular suave, como pasear.

 

Notarás como mejora tu flexibilidad y la forma física en general, fortalecerás el suelo pélvico y tendrás menos dolores de espalda y fatiga. La circulación sanguínea también sale beneficiada y, por ende, se asegura una mayor oxigenación del feto y se combate la hinchazón de piernas y pies.

 

Presta atención desde la primera clase, porque con la práctica de yoga se consigue un estupendo control de la respiración que te resultará muy útil durante el parto para empujar adecuadamente en el momento de la expulsión.

 

¿Te has decidido? Pues ya sólo tienes que buscar ropa deportiva holgada y adaptada a tu estado, que te dejen libertad de movimiento y disfrutar de una forma sana de tu embarazo.

Etiquetas: adelgazar

Continúa leyendo...

CONTENIDOS SIMILARES

COMENTARIOS