Planeta Mujer -- Embarazo

5 beneficios de las bolas chinas

Existen en la actualidad miles de juguetes sexuales tanto para hombres como para mujeres. Pero si llegan diariamente al mercado absolutas innovaciones, algunos objetos consiguieron sobrevivir y sobre todo imponerse en el ámbito sexual. Es el caso de las bolas chinas. También llamadas bolas de geisha o Ben Wa, estas bolitas, unidas por un cordón y fabricadas en un material flexible e hipoalergénico, provienen como su nombre lo indica del país asiático y permiten a las mujeres lograr un placer decuplado. Cada una de ellas mide apenas cinco centímetros y se introducen en la vagina. Al seguir el movimiento del cuerpo de la mujer, las bolas (que suelen contener bolitas más pequeñas en su interior) vibran y su roce con las paredes vaginales produce la excitación. Estos efectos más conocidos de las bolas no son sin embargo los únicos. Este juguete sexual tiene además beneficios para la salud y resultan especialmente útiles tras el embarazo.

El cuerpo, tras dar a luz, cambia significativamente y sufre en algunas ocasiones algunas molestias y problemas que no tenía anteriormente. Pérdidas de orina, distensión extrema del periné y ausencia o reducción significativa de la libido son algunos de los efectos que se pueden observar. Las bolas permiten, como los ejercicios de Kegel (que consisten en fortalecer los músculos del periné), fortalecer esta zona que soporta mucho peso durante el embarazo y volver a tener una sexualidad y un cuerpo tonificado.

Al margen de sus efectos físicos, las bolas chinas también tienen un importante poder psicológico. La autoexploración que supone y el descubrimiento de nuevas sensaciones dan una nueva confianza y animan a disfrutar con su cuerpo. Porque las bolas permiten lograr orgasmos más intensos, sola o acompañada, no dudes en hacerte con un par y redescubrir tu sexualidad. ¿Cuánto tiempo se tienen que llevar para notar su eficacia? Deja que tu cuerpo se acostumbre progresivamente a esta penetración y presencia inesperada (recordemos que nuestra zona íntima puede reaccionar especialmente mal en caso de contacto con un cuerpo extranjero), llévalas un cuarto de hora en un primer momento y no dudes en ampliarlo a tres horas cuando ya te sientas más a gusto.

 Toma nota de los cinco beneficios de las bolas chinas para tu salud y sexualidad, y prueba sin esperar.