10 consejos para escoger un seguro de salud

Cada vez es mayor el número de familias que opta por la contratación de un seguro de salud privado

10 consejos para escoger seguro de salud

Cada vez es mayor el número de familias que opta por la contratación de un seguro de salud privado por diferentes motivos (mayor comodidad, rapidez, por los recortes en los servicios públicos, etc.), lo que ha hecho que la oferta se dispare. Ante esta situación, la empresa Wiquot.com, gestor inteligente y facilitador del ahorro familiar, ha reunido 10 consejos fundamentales que permitirán a los usuarios conocer todo lo que deben saber para escoger el seguro de salud que mejor se adapte a sus necesidades:

Cuidado con el precio.- Los seguros de salud más económicos suelen ir asociados a primas menos completas o con más letra pequeña. Es clave revisar qué servicios incluyen, qué exclusiones hay, si hay algún tipo de penalización o si el número de consultas es limitado. Por supuesto, también debe estar bien detallado el listado de los profesionales y centros médicos con los que trabaja la compañía así como los tratamientos y consultas que podrán realizarse

Conocer la compañía en profundidad.- A la hora de escoger un seguro de salud debemos conocer la experiencia que tiene la compañía en el ámbito sanitario, el tipo de cobertura que ofrece (nacional, europea o mundial) y si es una compañía con la solvencia suficiente para dar cobertura en casos de urgencia no previstos en póliza

Escoger la modalidad en función de tus necesidades.- Los seguros de salud suelen ofrecer tres tipos de póliza. Los más comunes son los seguros con cuadro médico (ofrecen la atención de los profesionales y los centros de atención médica que la compañía tiene concertados). Otra opción son los seguros con reembolso (permiten acudir a otros especialistas, aunque estén fuera del cuadro médico de la compañía, y ésta reembolsará un tanto por ciento de los gastos que tenga el usuario). La última, es una modalidad mixta entre ambas (permite elegir el médico y que reembolsen parte de la factura o elegir dentro de las opciones de la aseguradora).

Opción de copago.- Optar por esta modalidad es interesante para reducir la prima anual, aunque conlleva el pago de una cantidad cada vez que se acude a consulta, por lo que no es recomendable para familias con niños pequeños o personas con patologías crónicas.

Buscar periodos de carencia bajos.- Casi todas las compañías contemplan una cláusula de “periodo de carencia” en la que el usuario no podrá acceder a determinados servicios incluidos en la póliza. Estos periodos se estipulan para evitar tratamientos de costes elevados, como intervenciones quirúrgicas, en clientes que pocos meses después se den de baja.

Fijarse en los servicios y seguros complementarios.- Muchos seguros conllevan adheridos otros (para gastos de desplazamiento, traslados en ambulancia, indemnización por hospitalización o enfermedad, etc.), es importante revisar que esos servicios se ajustan a lo que realmente necesitamos porque incrementarán la prima.

Tratamientos dentales gratuitos.- Es un reclamo de muchas compañías para conseguir clientes, pero hay que estar muy atento porque en algunos casos sólo cubren el 50% de los gastos y quedan excluídas ortodoncia, prótesis o implantes.

Confirmar que trabaja según un Código de Buenas Prácticas .- Muchas personas cuando tienen una enfermedad de larga duración o entran en la Tercera Edad se preocupan por cómo influirá esto en la prima. En estos casos, es aconsejable escoger un seguro que esté adscrito a la Guía de Buenas Prácticas en la Contratación de los Seguros de Salud, donde se establecen las pautas correctas a seguir.

El sexo y la edad modifican la prima.- La edad y el sexo pueden incrementar la prima en un seguro de salud. De esta forma, suelen ser más económicos para hombres que para mujeres y los expertos señalan que entre los 65 y los 70 años es más complicado darse de alta en un seguro de salud o cambiar de compañía médica. Además, si hay bebés en la familia, el precio también suele aumentar.

Estudiar la modalidad de pago más adecuada.- Muchas compañías ofrecen descuentos si se opta por el pago de primas trimestrales, semestrales o anuales, según el caso

Continúa leyendo...

COMENTARIOS