¿Qué es la inteligencia emocional?

Una cosa es ser inteligente y otra es tener inteligencia emocional. Ni es lo mismo, ni es incompatible.

inteligencia emocional

Una cosa es ser inteligente y otra es tener inteligencia emocional. Ni es lo mismo, ni es incompatible.

 

La inteligencia emocional es la capacidad de reconocer sentimientos y emociones, propias y ajenas, y tener habilidad para manejarlos. Es decir, conocerse a uno mismo y saber conocer a los demás. ¿Por qué es importante tener inteligencia emocional? Porque, al fin y al cabo, es la que marca las relaciones con los demás.

 

Difícilmente podremos entender a otra persona si somos incapaces de reconocer y saber qué sienten. La empatía es una virtud que no todo el mundo tiene, pero que se puede trabajar. Esa es, precisamente, la ventaja de la inteligencia emocional: se puede entrenar y mejorar.

Características de la inteligencia emocional

Una persona de la que decimos que tiene inteligencia emocional es aquella que sabe motivarse a sí misma y ser constante a pesar de las posibles frustraciones, que sabe controlar los impulsos y analizar sus propios estados de ánimo (es decir, saber cómo se siente y por qué se siente de esa manera sin dejar que esa sensación, que la angustia lo domine todo) y que es capaz de empatizar y confiar en los demás.

 

¿Complicado, verdad? Cuando hablamos de emociones, sentimientos y sensaciones nada es fácil. Sin embargo, desarrollar la inteligencia emocional requiere un trabajo personal: es fundamental que aprendamos a saber cómo actuamos nosotros en determinadas ocasiones o ante situaciones concretas y comprender por qué lo hacemos de esa manera. Hacer este análisis de nosotros mismos nos ayudará a comprender y aceptar las reacciones de los demás.

 

Si quieres saber algunos consejos para desarrollar y mejorar esta habilidad no te pierdas nuestra galería “Consejos para desarrollar la inteligencia emocional”.

Continúa leyendo...

CONTENIDOS SIMILARES

COMENTARIOS