¿Sabías que España es el país que más se masturba de todo Europa?

Sí, se habla de la masturbación de una manera abierta y “casi” en todos los ámbitos. Sin embargo, no de todo tipo de “autoestimulación”. Somos liberales cuando son los hombres los que la realizan, pero todavía se censura la femenina. ¿Por qué? Descubre unos beneficios –médicos, entre otros- de los que nadie habla.

Imaxtree

Ha costado mucho, pero la masturbación (o autoestimulación o autoerotismo como se denomina en sexología) ha dejado de ser un tabú. Sin embargo ha sido un largo camino. Ya Hipócrates la consideraba una enfermedad, el cristianismo la condenó como un pecado “no natural” (el de peor rango) y muchos autores la vinculan como causa de homosexualidad.

Hasta el siglo XX no se empieza a cambiar la visión y considerar a la masturbación como algo natural, relajante y desvinculado de la enfermedad. Hay estudios científicos que la desvinculan por completo de cualquier tipo de enfermedad. Cualquier sexólogo te hablará de ella como necesaria, una fuente de autoconocimiento imprescindible.

Sin embargo, aún hay muchos mitos y falsas creencias que deberíamos desterrar: por ejemplo, no es cierto que la masturbación sea propia de la edad inmadura, que deba desaparecer cuando ya tenemos una pareja, que sea menos placentera que el coito o que te pueda arrastrar a una masturbación compulsiva.

Incluso es peor si hablamos de masturbación en femenino. Por ejemplo, es falso que nosotras no tengamos la necesidad de masturbarnos o que, si lo hacemos, seamos viciosas. Ya es hora de que la masturbación femenina se ponga al mismo nivel que la masculina. Dotándola de normalidad y que se sepan los beneficios que aporta.

 

La salud sexual por derecho

Según sexólogos de prestigio como F.Cabello, la masturbación produce un efecto positivo sobre el desarrollo físico, psicosexual, cognitivo, emocional, amoroso y social. Mantiene los genitales en buen funcionamiento, ayudando a mantener “en forma” la lubricación. Cosa que puede ayudar al  bienestar genital en épocas como la menopausia. Tanto la masturbación como el orgasmo puede ayudar a aliviar tensión menstrual y la congestión pélvica.

El estudio de TENGA revela que el 74% de los españoles ven la masturbación como una forma de autocuidado, mientras que el 54% asegura que esta práctica beneficia directamente a su bienestar. De hecho, los encuestados calificaron la masturbación como una de las actividades más placenteras y, sobre todo, más eficaces para aliviar el estrés, por encima de prácticas como:

Reírse, darse un masaje, disfrutar de un baño caliente o ponerse ropa limpia, en el caso de las prácticas más placenteras.
Dormir, escuchar música, practicar yoga o leer, en el caso de las más relajantes.


Además, más del 70% de los españoles consideran que la masturbación tiene un efecto positivo en la mayoría de los aspectos de su vida. Esto incide directamente en el estado de ánimo, mejora la salud de las personas, refuerza sobre todo la confianza en sí mismas y hace que despierten un mayor atractivo sexual. La mayoría asegura que masturbarse no solo dispara los niveles de energía y productividad, sino que también es una práctica que beneficia a las parejas.

Una práctica que, aunque en España sigue siendo un tabú para muchos, según el estudio cada vez son más los encuestados (el 66% de los hombres y el 61% de las mujeres) que nunca han mentido sobre ello.

”Generación tras generación, la masturbación va saliendo del armario y vemos cómo no es que cada vez más personas se masturben...si no que cada vez más se atreven a contarlo. Sin duda la masturbación y el autoerotismo son una de las fórmulas excepcionales con las que contamos para conectar con nosotros mismos, conocer nuestros placeres y mejorar nuestra autoestima” señala la sexóloga Nayara Malnero.

Un 42% en el de las mujeres se masturban, al menos, una vez a la semana

Según el Barómetro del Auto-placer 2019, un estudio para el que se han entrevistado a 10.000 hombres y mujeres de nueve países -incluyendo por primera vez a España- con el que la marca revela el sorprendente papel que juegan la masturbación, el sexo y los juguetes sexuales en la vida de los españoles. Así, el estudio ha servido para conocer cuál es la realidad de la masturbación en España, concluyéndose que el 93% de los españoles afirma haberse masturbado, lo que nos sitúa en cabeza de toda la comparativa global.

Del estudio también se desprenden datos como que un 65% en el caso de los hombres y un 42% en el de las mujeres se masturban, al menos, una vez a la semana.

  • Masturbarse es más de Millennials que de Generación Z
  • La edad de inicio en la masturbación es de 14.8 años
  • Aitana, María Patiño, Mario Casas o Rafa Mora se encuentran entre las celebrities españolas con las que fantasean a la hora de masturbarse

CONTINÚA LEYENDO