10 consejos para masturbarse (cuando no estás solo en casa)

¿Vives fuera de tu casa y estas Navidades te toca volver? No cambies tus costumbres (y placeres). Puedes seguir masturbándote aunque no estés sol@. Toma nota.

Ya lo sabemos, la masturbación es totalmente natural y no tiene por qué ser vergonzosa bajo ningún concepto. Sin embargo, al ser una actividad tan íntima nos solemos cortar a la hora de hablar de ello. Se sigue considerando un tema tabú (aquí te explicamos más ampliamente por qué). Llegan las Navidades y seguramente te toque volver a tu casa. Esta temporada tan especial es un bonito momento de reencuentro con tu familia pero también una temporada durante la que tus costumbres se ven completamente aniquiladas. No decides siempre la hora de la cena, tienes que tener cuidado a la hora de volver a casa por la noche para no despertar a ningún miembro de tu familia y no puedes pasarte un tiempo infinito en la ducha. Si vives sola el resto del año, tendrás la oportunidad (aunque no siempre lo es claro, puedes echar de menos a tus seres queridos) de no depender de nada y de nadie, tu libertad es absoluta. Y también en tu vida sexual. Con o sin pareja, no tienes ningún inconveniente en invitar a tu chico/a y hacer todo el ruido que quieras, siempre teniendo en cuenta que tienes vecinos, claro. En tu casa familiar, cambian evidentemente las cosas. No quisieras que alguien (y sobre todo tus padres) te pille en medio de un orgasmo.

Porque sabemos que es un placer al que no te gustará renunciar (aunque siempre es bueno darse un descanso), te damos diez consejos básicos para masturbarte estas Navidades si vuelves a casa y no quieres pasar vergüenza. ¿Por qué no te lanzas a por nuevas técnicas? Tus manos son mágicas pero algunos juguetes pueden hacer maravillas. Tenlo claro, el lugar y el momento son también clave. No dejes pasar la oportunidad de darte placer, sobre todo teniendo en cuenta que es un periodo de mucha tensión, en tu hogar. Di adiós a los prejuicios (aquí te dejamos los principales) y déjate llevar. Y por supuesto, no te lo tomes demasiado en serio, que la vida es muy corta y ya tendrás más oportunidades de disfrutar.

Continúa viendo nuestras galerías