Alexandra Manley: primeras palabras tras el ictus del príncipe Joaquín de Dinamarca

La exmujer del príncipe Joaquín se ha pronunciado después del accidente cerebrovascular que sufrió el hijo de la reina Margarita hace unas semanas.

Alexandra Manley
Gtres

Las últimas semanas han sido especialmente complicadas para la familia real danesa. Hace unos días, el hijo mayor de la reina Margarita, el príncipe Joaquín, sufría un ictus mientras se encontraba disfrutando de unos días de descanso junto a los suyos en el Castillo de Cayx, donde habitualmente pasa el verano. El hermano del príncipe Federicoera trasladado de manera urgente a un hospital en Toulouse, donde le intervenían rápidamente para eliminar el coágulo que se le había formado en el cerebro. Tras varios días en la Unidad de Cuidados Intensivos, desde el departamento de prensa de la Casa Real confirmaban que su evolución era muy positiva y que este accidente cerebrovascular no tendría por qué dejarle secuelas. Tanto es así, que el pasado lunes, el Príncipe abandonaba el hospital de manera discreta para evitar la curiosidad de los medios, y regresaba a Cayx para recuperarse totalmente antes de retomar su actividad institucional el próximo mes de septiembre, fecha en la que está previsto que se estrene como agregado militar en la embajada de Dinamarca en París.

Joaquín de Dinamarca
Gtres

Aunque la Casa Real apenas ha dado algunos detalles en torno a la evolución del Príncipe para mantener su privacidad a salvo en todo momento, por su expreso deseo, su exmujer, Alexandra Manley, con la que compartió hace unos días la celebración del cumpleaños de su hijo menor precisamente en Cayx, sí que ha hecho unas breves declaraciones sobre su estado. Ha sido vía un comunicado que ha publicado la revista 'Billedbladet', en el que, aunque no ha hablado directamente de su exmarido, sí que lo ha hecho sobre sus hijos, los príncipes Nicolás y Félix, y cómo han afrontado esta difícil situación:  "Estamos muy aliviados ahora que Su Alteza Real el príncipe Joaquín ha recibido el alta médica. La noticia de su ingreso nos produjo un fuerte shock, ya que justo acabábamos de pasar unos días estupendos junto a él en el Castillo de Cayx para celebrar el cumpleaños del príncipe Félix. Mis hijos han estado en contacto constante con su padre mientras ha estado hospitalizado, incluso en el día de su operación, lo que ha significado un gran alivio para ellos. Desde la distancia, todos nuestros pensamientos están con la familia en este momento, en el que le deseamos al Príncipe una pronta recuperación”.

Continúa leyendo