Charlene de Mónaco da positivo en coronavirus y vuelve a cancelar su agenda

La princesa estaba recuperando poco a poco su agenda oficial, pero se ha retirado de nuevo por problemas de salud.

El estado de salud de Charlene de Mónaco vuelve a ocupar portadas. Casa Real ha emitido un comunicado confirmando que la princesa monegasca tiene coronavirus. “Tras presentar algunas síntomas, a la princesa Charlene se le diagnosticó positivo en una prueba de detección de Covid-19. Cumpliendo con las normas sanitarias vigentes, la princesa estará en observación durante un período de aislamiento de varios días. Su estado de salud no es preocupante”, explicaba el escueto comunicado. Charlene estaba remontando el vuelo y el coronavirus se ha cruzado en su camino, aunque si todo va bien volveremos a verla tras cumplir con sus días de confinamiento. Parece que la princesa se quejaba de algunos síntomas típicos de la enfermedad y sus sospechas han sido confirmadas. La última vez que la vimos fue hace una semana disfrutando de la Fórmula 1.

charlene de monaco
Gtres

Su agenda estaba llena de compromisos como el Waterbike Challenge que se celebraba hoy, una carrera de bicis acuáticas que se disputa en La Rivera y que organiza su propia fundación. Debido a su contagio por coronavirus, su agenda quedará suspendida de manera temporal. Hace una semana la princesa aparecía algo más sonriente y relajada que las últimas veces. Charlene se decantó por un mono azul celeste que le daba un toque muy elegante. La mujer de Alberto de Mónaco se puso en manos del diseñador sudafricano en el que ha confiado en varias ocasiones, Terrence Bray. Unos días antes disfrutamos de Charlene de Mónaco en la Semana de la Moda de Montecarlo.

charlene de monaco
Gtres

El foco de atención en esta ocasión se puso en Gabriella. La pequeña de 7 años es una gran apasionada del mundo de la moda, algo que ha heredado de su madre. “Me encantó cada momento preparando a mi Princesa para su primer evento oficial. Esperamos una gran noche en los premios de moda. ❤️”, escribía la princesa en su perfil de Instagram.

Charlene de Mónaco se decantó de nuevo por el diseñador Terrence Bray. La princesa lució como nadie un espectacular vestido en color marfil brillante, elaborado en seda, tul y chiflón, con hilos dorados, de corte asimétrico y drapeado, con mangas abiertas y abullonadas en los puños. Un diseño que Charlene combinó con unos salones a juego y pendientes de perlas y brillantes. Su hija Gabriella vistió del mismo diseñador. La joven llevaba un vestido lardo de falda abullonada, tejido brillante y estampado de flores.

charlene de monaco
Gtres

Tras su larga enfermedad, Charlene decidió hablar públicamente de su estado de salud y del sufrimiento que había arrastrado los últimos meses. "Enfoqué toda mi energía en mis hijos, mi esposo y mi salud porque esas son mis prioridades. Mi estado de salud aún es frágil y no quiero ir demasiado rápido. El camino ha sido largo, difícil y tan doloroso. Hoy me siento más calmada", explicaba la princesa. Enfermó durante un viaje a Sudáfrica el año pasado y permaneció hospitalizada y lejos de su familia varios meses. Una infección de oído, garganta y nariz que contrajo en mayo, le llevó a pasar por el quirófano en repetidas ocasiones. Una vez recuperada, volvió a Mónaco sin saber que sus problemas de salud estaban no terminaban aquí.

Charlene presentaba síntomas de fatiga profunda y ella misma tomó la decisión de internarse en una clínica de Suiza. Su marido y sus dos hijos acudían a visitar a la princesa de vez en cuando. A su estado de salud se unieron los rumores de crisis matrimonial que el príncipe Alberto se cansó de desmentir una y otra vez. “Se suponía que iba a ser una estancia de una semana larga, máximo diez días, y todavía sigue allí a causa de su infección y de todas las complicaciones médicas que han surgido”, afirmaba Alberto. “No se ha exiliado. Ha sido un problema médico que ha necesitado tratamiento, simplemente”, declaraba el marido de Charlene intento terminar con los rumores de crisis en su matrimonio. En marzo de este año regresaba por fin la princesa monegasca, y se rumoreó con la posibilidad de que se trasladara a vivir a Ginebra, Suiza, donde supuestamente había comprado una casa. Sin embargo, Charlene se ha quedado en Mónaco junto a su familia y ha declarado que su marido se ha convertido en su “protector”.

Odina Sanz

Odina Sanz

Empecé a hablar con un año y hasta hoy. Maña de nacimiento y madrileña de adopción, dediqué mis primeros artículos a mi diario y le cogí el gusto, mi abuela dice que se me da bien. Objetivo vital: Dar la vuelta al mundo sin maletas.

Continúa leyendo