Vídeo de la semana

El príncipe Guillermo se acuerda de los duques de Sussex en su última aparición pública

En su última aparición, el príncipe Guillermo se ha acordado de su hermano, el príncipe Harry, y Meghan Markle.

príncipe Guillermo y Kate Middleton
Gtres

En los últimos meses se ha hablado mucho sobre la presunta mala relación entre el príncipe Guillermo y Kate Middleton con el príncipe Harry y Meghan Markle. Si bien es un tema sobre el que ninguna de las parejas se ha pronunciado al respecto, algo que por otro lado tampoco se esperan que hagan, Guillermo acaba de tener un gesto con el que parece acercar posturas con los duques de Sussex.

Este martes los duques de Cambridge se han convertido en voluntarios de la organización ‘Shout’, una línea de ayuda a la que pueden acudir todos los que sufran una crisis y necesiten ayuda de manera inmediata, donde además de celebrar los logros de la asociación, han aprovechado para hablar sobre Harry y Meghan con total naturalidad.

príncipe Guillermo y Kate Middleton
Gtres

Durante su discurso, el príncipe afirmó que los cuatro “no podrían estar más orgullosos” de todo lo que ha conseguido la organización desde que vio la luz. “Kate y yo, y sé que también hablo por Harry y Meghan, no podríamos estar más orgullosos de lo que ‘Shout’ ha logrado y de lo que todavía está por lograr”, dijo sobre el escenario.

principe Harry, Meghan Markle, príncipe Guillermo y Kate Middleton
Gtres

“Todavía es una ONG relativamente nueva, pero ya ha alcanzado metas y objetivos muy grandes, así que apreciamos de verdad todo el trabajo y el esfuerzo que estáis haciendo”. Unas palabras, sobre todo las relativas a los duques de Sussex, que dejan claro que los cuatro siguen teniendo una buena relación a pesar de los rumores que apuntan a que están pasando por una época de ‘crisis’.

Hace tan solo unos días, el príncipe Harry llegó a admitir que él y su hermano se encontraban en “puntos diferentes” y que han llegado a tener “días buenos y días malos”. Unos rumores, los de la mala relación, que comenzaron después de que una fuente cercana a ellos asegurara que Meghan Markle había hecho llorar a Kate al ser muy exigente sobre cómo debía ser el vestido que su hija Charlotte tenía llevar en su boda y que se avivaron cuando el propio palacio de Kensington confirmó que el príncipe Harry y Meghan se iban a mudar a Windsor, lejos de Kate y Guillermo.

Continúa leyendo

#}