Vídeo de la semana

Estas son las prendas que han definido a Kate Middleton en sus 38 años

La duquesa de Cambridge ha dado la bienvenida a un nuevo año fiel a su estilo sobrio y experimentado, pero sin caer en los excesos

Kate Middleton
Gtres

Kate Middleton inaugura el año con la vuelta a la rutina y su cumpleaños. En este día tan especial, la duquesa de Cambridge ha dejado de lado las celebraciones por todo lo alto para estar con los suyos. No obstante, la esposa del príncipe Guillermo también ha tenido tiempo de festejar. Ayer la duquesa recibió las felicitaciones de muchos de sus amigos en una fiesta previa a su cumpleaños en la que la mayor sorpresa fueron los invitados elegidos.

No cabe duda que si algo ha caracterizado a la cuñada de los Wessex desde su entrada al clan Windsor ha sido su estilismo. Con el paso de los años la duquesa de Cambridge ha logrado hacerse un hueco entre las ‘it royals’ más populares gracias a su evolución en lo que a elegancia se refiere.

El armario de Kate atiende a unas normas extrictas que la propia royal sigue en cada evento al que acude. A pesar de basarse en un estilo sobrio para la mayoría de sus outfits, la esposa del príncipe Guillermo ha optado por seguir el ejemplo de la reina Isabel y adoptar colores más vivos para los conjuntos de su día a día.

Algo que no falta en su ropero son los abrigos. La duquesa ha demostrado que esta prenda dejó de ser aburrida hace tiempo, y a día de hoy es capaz de combinarla para cualquier ocasión y se ha apropiado de ella hasta tal punto de convertirla en su vestido. Otra de las claves estilísticas de Kate es la de las medias nude, ya que la royal apenas se ha dejado ver en actos oficiales con pantalones y acude con normalidad a las faldas midi.

Middleton experimenta, pero sin caer en los excesos. La duquesa hace uso de los complementos de manera cotidiana, de tal manera que algunos tocados se han convertido en los verdaderos protagonistas de sus looks, con los que está acostumbrada a recoger su melena y añadir una redecilla. Los zapatos de salón -bajo ningún concepto las sandalias- y los bolsos pequeños tipo clutch también son complementos que no pueden faltar en el guardarropa de la nuera del príncipe Carlos.

Kate dio la bienvenida a los 38 en una fiesta en la que no estuvieron ni Meghan Markle ni el príncipe Harry, lo que acrecienta aún más los rumores de una mala relación entre cuñados. Pero la invitada clave fue Rose Hanbury. La duquesa parece haber enterrado el pasado y ha olvidado la supuesta infidelidad de su marido con la marquesa de Cholmondeley.

Continúa leyendo