Lilibet Diana, hija de Harry y Meghan: octava en la línea sucesoria pero sin título de princesa ayuda al acercamiento de la familia

Mientras muchos hablan de un acercamiento entre el príncipe Harry y Meghan Markle con la Familia Real, el nacimiento de Lilibet Diana sigue acaparando la atención. La segunda hija de los duques de Sussex no tendrá, por el momento, título de princesa.

Lilibet Diana, hija de Harry y Meghan: octava en la línea sucesoria pero sin título de princesa ayuda al acercamiento de la familia
Gtresonline

Los fans de la realeza están revolucionados tras el reciente nacimiento de Lilibet Diana. La segunda hija del príncipe Harry y Meghan Markle llegó al mundo el pasado 4 de junio en Santa Bárbara, un nacimiento completamente diferente al de su hermano Archie, que cumplió dos años el pasado mes de mayo.

Como era de esperar, la llegada de Lili ya supuesto una gran alegría para familiares, amigos y el pueblo británico que tras la salida oficial de Harry y Meghan de la Familia Real habían perdido simpatía por el hijo pequeño del príncipe Carlos. Ahora, este nacimiento y el bonito homenaje que los duques de Sussex han hecho con la elección del nombre de la pequeña, asegura limar asperezas. Y no solo en la popularidad de la pareja, también en su relación con su familia.

Hace unas horas, la prensa británica desvelaba que ha sido Isabel II quien ha dado un paso hacia la reconciliación con su nieto. Por ello, aseguran que la monarca ha invitado a Harry a un almuerzo en el Castillo de Windsor el mes que viene, fecha en la que se espera al príncipe en Londres para asistir al homenaje por el 60 cumpleaños de Lady Di.

Tras el nacimiento de la pequeña Lilibet Diana, la reina Isabel II ha dado un paso a la reconciliación con el príncipe Harry y Meghan Markle
Gtresonline

Quinta nieta de Carlos de Inglaterra, 11ª biznieta de la reina Isabel II y octava en la línea de sucesión al trono británico, Lilibet Diana ha nacido haciendo historia y ocupando titulares en todo el mundo. Y no solo por el nombre que ha recibido, con el que se rinde homenaje tanto a su abuela, la desaparecida princesa Diana, como a su bisabuela Isabel, a quien sus más allegados y concretamente el fallecido duque de Edimburgo llamaban cariñosamente Lilibet. Además, tal y como mencionó Meghan en la polémica entrevista con Oprah Winfrey, ni la pequeña ni su hermano Archie han recibido el trato de Su Alteza Real. Una decisión que no tomaron ellos, sino desde el Palacio de Buckingham.

Lilibet Diana, la segunda hija del príncipe Harry y Meghan Markle, no recibirá el título de princesa
Instagram @misanharriman

Fue hace muchos años cuando el rey Jorge V, abuelo de la reina Isabel, quien estipuló con tan solo los primogénitos varones descendientes en línea directa a la sucesión del trono disfrutarían del título de príncipes. Una decisión por la que el príncipe Carlos, el príncipe Guillermo y su hijo George serían los únicos que actualmente disfrutarían de dicho título.

Sin embargo, en el año 2013, la propia Isabel modificó esta regla para que todos los hijos que tuvieran Guillermo y Kate Middleton, independientemente de su sexo, recibieran el trato de príncipes y princesas. Algo que no se contempló para Archie y Lili.

Eso sí, los hijos de Harry y Meghan sí recibirán el trato de príncipes cuando fallezca la reina Isabel y su abuelo, el príncipe Carlos, se convierta en monarca. De esta manera, se convertirán en hijos de hijo de Monarca.

Decisiones reales aparte, lo cierto es que Harry y Meghan disfrutan de su segunda paternidad como ellos querían: alejados del foco mediático y de las normas de la Familia Real británica. Un nacimiento que parece haber propiciado un esperado acercamiento del príncipe Harry con su familia, quien ha querido felicitar públicamente a la pareja por la llegada de la pequeña Lilibet Diana.

Continúa leyendo