Vídeo de la semana

Kate Middleton: reflexiones sobre una mamá royal en su entrevista más atípica

La duquesa de Cambridge se sincera acerca de sus embarazos, dejándonos confesiones muy íntimas

Kate Middleton
Gtres

Kate Middleton poco a poco nos está dando más detalles sobre su experiencia como mamá. La duquesa de Cambridge comenzó el año con el proyecto “5 Big Questions on the Under-Fives”, que consiste en cinco preguntas a las que tienen que contestar los padres de niños menores de cinco años con el objetivo de conocer un poco mejor cómo es la infancia del Reino Unido. Y es que, gracias a esto, Kate nos está regalando confesiones muy íntimas y sorprendentes.

Kate Middleton
Gtres

A pesar de tener la suerte de poder educar a sus hijos con todos los privilegios que conlleva ser una royal, la nuera del príncipe Carlos sigue experimentando el sentimiento de “mamá culpable” en los momentos en los que cree decepcionar a sus hijos. Así ha confesado en una conversación con la escritora Giovanna Fletcher para su podcast ‘Happy mum, happy baby’. Y es que, todos sabemos que Kate no lo ha pasado muy bien en sus embarazos, por eso ha confirmado que recurrió a la hipnosis para reducir los dolores del parto. “No he sido muy feliz como una mujer embarazada. Estaba enferma”, ha admitido para darle visibilidad a la hiperémesis gravídica que ha sufrido.

Para Kate, esta etapa fue todo un desafío y, entre risas, admite que el mejor momento fue el parto, ya que sabía que “iba a terminar”. Sin embargo, no solo ha sufrido ella durante el período del embarazo, el príncipe Guillermo también lo pasó mal. “Guillermo sentía que no podía ayudar y es muy difícil ver que yo estaba sufriendo y él no podía hacer nada”, ha confesado la duquesa de Cambridge.

Kate Middleton
Gtres

Asimismo, aunque para la mamá royal sus tres embarazos han sido muy duros y dolorosos, con unas “nauseas matutinas horribles”, el momento más aterrador para ella es el de presentar a sus hijos en la puerta del hospital. “No es un momento fácil, pero es un gesto para el público, queremos compartir nuestras alegrías con ellos”.  Una vez más, Kate nos ha demostrado que, a pesar de pertenecer a la realeza, es una persona que sufre, que se siente culpable o sola por muy rodeada que esté, y más si se trata de educar a tres pequeños.

Continúa leyendo