Las ausencias marcan la fiesta de compromiso de Beatriz de York y Edoardo Mapelli

La hija del príncipe Andrés de Inglaterra reúne a sus seres queridos con notables ausencias de la Familia Real

La Casa Real Británica continúa inmersa en el cisma orquestado tras la más que supuesta implicación del príncipe Andrés en el 'Caso Epstein'. La principal afectada por ello es su hija, Beatriz de York, que ha visto cómo su boda ha quedado relegada a un segundo plano y se ha convertido en un tema tabú.

La Reina ha aconsejado que no se dé demasiado bombo a todo lo que esté relacionado con su gran día.El hermetismo es la doctrina preferida de Isabel II y la consigna desde hace semanas es apartar a su hijo del foco e intentar restarle presión mediática, pero el escrutinio público es total. Ante este panorama, Beatriz solo puede resignarse y aceptar que su enlace con Edoardo Mapelli no va a tener el carácter pomposo ni opulento que sí que tuvo el de su hermana Eugenia.

La Corona vive sus navidades más tensas y en plena crispación ha tenido lugar la fiesta de compromiso de Beatriz de York. Una vez finalizado el almuerzo prenavideño que Isabel II organizada en Buckingham Palace, su nieta ha reunido a sus seres queridos. La cita era en Chiltern House, un sofisticado hotel construido sobre un antiguo parque de bomberos del siglo XIXI.

Pippa Middleton
Gtres

A la cita no faltó su madre, Sarah Ferguson, su hermana o Lady Gabriella Windsor. Y para de contar. La gran noticia fue la ausencia de miembros destacados de la Familia Real. Por supuesto, ninguno de los '4fab' (Kate Middleton, Guillermo, Meghan Markle y Harry) acudió al enlace. Sí que estuvieron Robert de Niro, James y Pippa Middleton o el cantante James Blunt.

Evidentemente, tampoco se dejó ver el padre de Beatriz de York. El príncipe Andrés continúa parapetado, apareciendo lo justo y necesario. Sí que ha trascendido que pese a la polémica en torno a él, acompañará a su hija al altar el próximo mes de junio.

Continúa leyendo