Vídeo de la semana

Meghan, Harry y Archie: cuestión de nacionalidad

Con la pareja ya completamente fuera de la familia real, se abre una gran incógnita: ¿Cuál es su nacionalidad?

Los duques de Sussex y su hijo Archie
Gtres

El Meghxit ha abierto un cisma sin precedentes en la historia reciente de la casa real británica. El reto al que se han enfrentado los Windsor en general, e Isabel II en particular, ha sido mayúsculo y en tiempo récord. A principios de año, los duques de Sussex soltaron la bomba informativa y ya nada fue como antes. Unas duras negociaciones les dejaban fuera de la casa como miembros seniors y desde este 31 de marzo son apenas familia de la reina. Mucho ha cambiado en su status y miles de artículos se han escrito sobre ello pero hay una cuestión que sigue latente: ¿cuál es realmente la nacionalidad de la pareja?

De momento todo va a seguir igual como hasta ahora. Harry nació en Londres como príncipe de Inglaterra y pase lo que pase, príncipe de Inglaterra morirá, por mucho que ya no tenga el tratamiento de Alteza Real. Es ciudadano británico, súbdito de Su Majestad la reina y quizá en un futuro pueda optar a la nacionalidad estadounidense al estar casado con una mujer de dicha nacionalidad, pero es difícil que lo haga. No tanto por temas burocráticos, que también, porque no son fáciles, pero más por ser quien es. Por muy sorprendente que haya sido su decisión, Harry se sigue sintiendo británico por los cuatro costados.

Meghan Markle
Gtres

Cuestión más peliaguda es la de Archie Harrison, el hijo de la pareja. Nació en suelo británico, es biznieto de Isabel II, país en el que está registrado. Pero todo apunta a que vivirá en Estados Unidos, es hijo de una norteamericana. Puede que el pasaporte estadounidense sea el más poderoso del mundo pero, ¿renunciará Harry a que su hijo sea inglés? La cuestión tiene mucho relevancia de lo que parece porque una vez más, Meghan Markle es la clave. La actriz jamás pidió la nacionalidad británica. Se habló en su día que tras el matrimonió todo el aborrecido tramite llegaría a buen puerto, pero la actriz jamás lo solicitó, una muestra más de que todo lo hizo con cierta alevosía. El futuro dirá en que punto se encontrará esta atípica pareja. Estados Unidos es un país muy complicado a lo que a papeles se refiere. No es fácil conseguir permisos de residencia, nacionalidades o ciudadanías. Bien lo saben Penélope Cruz y Javier Bardem. ¿Por qué creen que sus hijos nacieron en Los Ángeles?

Continúa leyendo

#}