¡Por fin!, Joaquín de Dinamarca recibe la visita más esperada

Una semana después de recibir el alta hospitalaria tras sufrir un ictus, el heredero al trono danés ha visitado a su hermano en su residencia de verano.

Un buen susto se llevó la Familia Real danesa el pasado 24 de julio cuando el príncipe Joaquín sufría un accidente cerebrovascular durante sus vacaciones en Francia. Una semana después de recibir el alta hospitalaria tras pasar varias semanas ingresado, el príncipe continúa con su convalecencia pero recibiendo las visitas de los suyos. Una de las más importantes la de su hermano mayor, el heredero al trono, que no dudó en viajar de Dinamarca a Francia para pasar unas horas con él. Ha sido la propia Casa Real danesa la que ha compartido la imagen de los dos hermanos compartiendo un desayuno luciendo ambos un semblante tranquilo y esbozando una sonrisa. Una señal de que todo marcha como lo previsto y que la recuperación de Joaquín de Dinamarca está avanzando de manera positiva. “El príncipe Joaquín todavía se está recuperando bien, pero aún necesita paz a su alrededor”, explica el post que acompaña a la imagen.

Sentados en uno de los patios del Château de Cayx, el impresionante palacio que posee la Familia Real danesa en el sur de Francia, Joaquín y Federico visten de manera similar y, por lo que se observa en las mesas, se dejan fotografiar disfrutando de un desayuno. Se trata de una imagen entrañable que confirma un acercamiento entre los hijos de la Reina Margarita. En los últimos años la prensa danesa ha hablado de un distanciamiento entre ellos, detallando incluso cómo los dos evitan coincidir en actos o eventos familiares. De ahí que la soberana pase, por ejemplo, las fiestas navideñas alternando entre uno y otro. El distanciamiento además, habría provocado que Joaquín tomara la decisión hace un año de trasladarse a vivir a Francia para trabajar como agregado de Defensa. Una situación que interrumpió durante unos meses cuando tuvo que volver de manera urgente a su país natal, debido a los problemas de salud de su hijo Enrique. Pero el pasado mes de junio anunció que sus planes de futuro pasaban por continuar residiendo y trabajando en Francia, al menos, hasta el año 2023.

El 24 de julio saltaron las alarmas al conocerse que el Príncipe Joaquín había sufrido un ictus durante sus vacaciones. La rápida actuación de su mujer, Marie Cavallier, y de los servicios médicos que decidieron su traslado al Hospital de Toulouse, han hecho que el Príncipe no haya sufrido secuelas importantes tras este accidente cerebrovascular. El incidente tuvo lugar solo dos días después de celebrar en familia los 18 años de su hijo Félix. Una celebración en la que también estuvo presente Alexandra Manley, primera mujer del Príncipe y madre del homenajeado, que no tuvo reparo en posar con el resto de la familia de su exmarido en una entrañable imagen que también compartió la Casa Real danesa en sus redes sociales. Precisamente la llegada de la mayoría de edad de su hijo pequeño ha supuesto un cambio radical en la economía de la ahora condesa de Frederiksborg, título que se le concedió a Alexandra tras su divorcio del Príncipe. Y es que con los 18 años de Félix, su madre ha dejado de percibir el ‘appanage’ o asignación, por haber formado parte de la Casa Real.

Continúa leyendo