Prisión para el hombre que quería atentar contra Amalia de Holanda

El acosador de la hija mayor de Máxima y Guillermo ha sido condenado a tres meses de cárcel y tratamiento psiquiátrico.

La Familia Real de Holanda acaba de recibir la mejor de las noticias. Tal como han confirmado medios del país, el hombre que acosaba a la hija mayor de los Reyes, la princesa Amalia, acaba de ser condenado a entrar en prisión. Wouter G. pasará tres meses entre rejas además de someterse hasta cuatro años de tratamiento psiquiátrico por las amenazas que realizó a la Princesa a principios de este año a través de las redes sociales. El juez ha determinado que el joven, de 32 años y del que no han trascendido apenas datos por proteger su seguridad, había desarrollado un trastorno obsesivo compulsivo por los Orange, en especial por la que un día será la Reina del país.
 
A pesar de que en principio la Fiscalía solicitó hasta diez meses de prisión para él, finalmente se ha determinado que será suficiente con tres, además del pertinente trata miento psiquiátrico. Un tratamiento especial debido a que las amenazas que hizo a la Princesa son “tremendamente aterradoras”.

Amalia de Holanda
Gtres

Fue en 2016 cuando el joven comenzó a observar a la Familia Real, cuando los Orange aún no se habían trasladado a Huis Ten Bosch, pero ha sido a principios de 2020 cuando el acoso se ha vuelto más intenso. De hecho, parece que Wouter G. tenía la intención de atentar contra Amalia el pasado mes de abril, en las celebraciones del Día del Rey, jornada en la que la Familia Real suele interactuar con la población. Tanto es así que hasta estaba ahorrando para comprar un arma para tal fin. Sin embargo, las circunstancias inusuales de este año provocaron que se celebrara esta fecha de manera ‘virtual’.
 
El tribunal de Zwolle, lugar en el que residía el hombre, emitió la sentencia después de que se le sometiera a una evolución psiquiátrica en uno de los principales centros del país, bajo la supervisión del Ministerio de Seguridad y Justicia de los Países Bajos. La sentencia determina que Wouter G. tendrá que pasar por un programa de ayuda psiquiátrica especial. Este programa se conoce como TBS y está diseñado para delincuentes con trastornos mentales graves que no han superado con éxito otro tipo de tratamientos o para aquellos que cuentan con un historial de comportamientos violentos.

Si bien es cierto que Wouter G. amenazó de manera directa a Amalia y a una amiga de su círculo más íntimo, el joven ha tratado de justificarse asegurando que no sabía que se trataba del perfil personal de la Princesa. Sin embargo, existen claras pruebas que determinan que hizo una búsqueda para encontrarlo.

Continúa leyendo