Vídeo de la semana

Un familiar de la reina Isabel se mete a artista ¿Quieres saber quién?

El mundo de la música ha conquistado a un familiar de la reina Isabel II, que ha querido mostrar su talento musical al mundo.

Gtres
Lady Gabriella Windsor

Los miembros de las familias reales siempre han sido muy clásicos y tradicionales, dedicándose al mundo de los negocios, a las fundaciones o la moda, lo que les permite tener una buena posición sin necesidad de llamar la atención. Si bien todo el mundo les reconoce por su apellido, a los royals les suele pasar desapercibidos, sobre todo porque a los cabezas de la institución prefieren que sus familiares no sean protagonistas de noticias. Sin embargo, a veces es inevitable. Sobre todo cuando uno decide hacerse cantante, como es el caso de LadyGabriella Windsor.

Gtres
Lady Gabriella Windsor

La prima (lejana) de los príncipes Harry y Guillermo quiere ser famosa, más allá de por su apellido, y se ha propuesto hacerlo con su voz. La hija de los príncipes de Kent, Michael y María Cristina de Reibnitz, ya había dejado caer en más de una ocasión que le gustaría dedicarse al mundo de la música, pero hasta la fecha se había centrado en su profesión como periodista.

Sin embargo, al final se ha atrevido y a sus 39 años ha grabado dos canciones que se pueden escuchar en varias plataformas digitales, como iTunes o Spotify. Lejos de lanzarse al mundo del pop, Ella Windsor, como se hace llamar artísticamente, se ha lanzado a la bossa nova, un género nacido en Brasil, y de la mano de sus dos canciones ‘Out of Blue’ y ‘Bam Bam’ busca colaborar con el proyecto ‘Playing for Change’, del productor Mark Johnson, que busca apoyar a grabar a músicos de diferentes culturas. “Es un poco abrumador, pero también emocionante", ha desvelado Gabriella a las páginas de ‘HELLO!’.

Gtres
Lady Gabriella Windsor

Si bien ambos temas son muy especiales para ella, ‘Out of Blue’  tiene un significado muy personal para ella, ya que la primera vez que la canción delante de más gente fue el día de su boda, el 18 de mayo de 2019. Tras el “sí, quiero”, que se celebró en el Castillo de Windsor, siguiendo los pasos del príncipe Harry y Meghan Markle, se trasladaron a la recepción, en Frogmore House, donde la royal mostró su canción.

Ya en aquel momento, su marido, Thomas Kingston, le ha mostrado todo su apoyo y en más de una ocasión ha afirmado que no habría dado el paso si no contara con su apoyo. “Tom no se queja de que grite cuando experimento con ideas en mi estudio, a él también le encanta la música”, desveló.

Continúa leyendo