El Príncipe Andrés: de hijo favorito a villano

El duque de York cumple 62 años intentando archivar sus escándalos sexuales.