Marie Claire

Varias mentiras y la furia del príncipe Guillermo: estalla la bomba con la docuserie de Harry y Meghan

Este 8 de diciembre se ha estrenado la serie que narra la vida de los duques de Sussex y las reacciones no han tardado en llegar.

Ha estallado la bomba. Harry y Meghan (como era de esperar) han hecho tambalear los cimientos del palacio de Buckingham con el estreno de su documental. Un documental que ellos mismo protagonizan y en el que narran en un primer momento cómo se enamoraron y comenzaron a convertirse en el centro del foco mediático dado el interés que generó que el Príncipe tuviera una novia oficial.
Los tres primeros episodios de la esperada serie de seis episodios de la pareja, Meghan & Harry, aterrizaron en el gigante de streaming Netflix el jueves por la mañana - y ya está causando un gran revuelo. El duque y la duquesa de Sussex han hecho muchas afirmaciones sorprendentes al compartir "el otro lado de su historia de amor de alto perfil", y la Familia Real se prepara para las consecuencias, ya que pese a que los miembros de la Firma son conscientes de la gran popularidad han alcanzado nunca un escándalo o polémica ha sido bien digerido. Les gusta mantenerse en un discreto segundo plano en la medida de lo posible.

En el primer capítulo, el príncipe Harry dice: "Nadie sabe toda la verdad. Nosotros sabemos toda la verdad. La institución conoce toda la verdad. Y los medios de comunicación saben toda la verdad porque han estado implicados". Ahora que la "verdad" por fin ha salido a la luz, he aquí una serie de afirmaciones de Harry y Meghan que difieren por completo de lo que se había dicho anteriormente.En su entrevista de compromiso en la BBC, Meghan dijo que apenas sabía quién era el príncipe porque es estadounidense. "Como soy de Estados Unidos, no creces con el mismo conocimiento de la familia real. Así que, aunque ahora entiendo claramente que hay un interés global, no sabía mucho sobre él", afirmó. Y en el primer episodio de la nueva docuserie, Meghan recuerda el momento en que un amigo le informó de que estaba siendo pretendida por la realeza.
Gtres

Príncipe Harry y Meghan MarkleGtres

Cuando un amigo común le dijo que el "Príncipe Harry" estaba interesado en ella y "muriéndose por conocerla", Meghan dice que respondió: "¿Quién es?". Sin embargo, minutos antes en el mismo episodio, Meghan y Harry son vistos reaccionando a una vieja entrevista de ella de menos de un año antes de que se conocieran. Durante la charla, el entrevistador pide a Meghan que elija entre el príncipe Guillermo y el príncipe Harry, a lo que ella se encoge de hombros y hace una pausa antes de elegir finalmente a su futuro marido. Harry se inclina hacia delante riendo mientras dice "claro", mientras Meghan pregunta entonces al realizador de Netflix de qué año era la entrevista. Cuando se revela que era de octubre de 2015, Harry dice que fue menos de un año antes de conocerse, a lo que su esposa se disculpa: "Cariño lo siento. Claro que te elijo a ti".
Gtres

El príncipe Harry y Meghan MarkleGtres

Así que hay pruebas en su propia docuserie de que Meghan sí sabía quién era el príncipe Harry, por lo que es difícil creer que no tuviera ni idea de quién era el príncipe Harry. Durante la entrevista de la pareja con Oprah Winfrey el año pasado, Meghan insistió en que apenas sabía nada sobre la Familia Real. Afirmó que no había investigado nada sobre la difunta Reina o sus parientes. En la docuserie de Netflix, Meghan sigue manteniendo que no buscó en Google quién era Harry antes de conocerse y que no leyó historias sobre él en Internet. Sin embargo, ha admitido que vio su página de Instagram, decidiendo que era el "mejor barómetro" para juzgar al príncipe. "Le pregunté si podía ver su feed", dice Meghan. "Cuando la gente me pregunta '¿lo has buscado en Google? les digo que no. "Pero esos son sus deberes. Déjame ver lo que dicen en su feed. No lo que otra persona dice de ellos. Lo que publican ellos mismos". Meghan se sintió atraída por la "bella fotografía, las imágenes medioambientales y su viaje a África, así que parece que investigó mucho".
Tras su compromiso en 2018, Meghan y Harry se sentaron en una entrevista conjunta en la que aseguraron que un amigo común les tendió una trampa en una cita a ciegas.Harry dijo: "Nos presentó, en realidad, una amiga común -protegeremos su privacidad-, pero fue literalmente a través de ella y nos vimos una vez y luego dos veces, una detrás de la otra, dos citas en Londres el pasado julio, a principios de julio, y luego fue unas tres, tal vez cuatro semanas después cuando logré persuadirla para que se uniera a mí en Botsuana." Cuando se les preguntó si se trataba de una trampa, tanto Harry como Meghan se rieron, con la ex actriz de Suits diciendo: "Sí, definitivamente fue un montaje, fue una cita a ciegas". "Sin duda fue una cita a ciegas", añadió Harry en ese momento. Sin embargo, ahora afirman que en realidad se conocieron a través de Instagram y que habían estado admirando fotos el uno del otro antes de esta cita "a ciegas". En el episodio 3, Meghan describe el tiempo que rodeó su compromiso con el príncipe Harry como un "reality show orquestado". Se abre con imágenes de archivo de la pareja siendo entrevistada sobre su compromiso en la BBC.
Reflexionando sobre la entrevista de 2018, Meghan dice: "Fue ensayado. Hicimos lo de fuera con la prensa, entramos, nos quitamos el abrigo e hicimos la entrevista. Fue todo en el mismo momento". Y añade: "Lo que quiero decir es que no nos dejaron contar la historia porque ellos no lo permitieron". El periodista de la BBC Mishal Husainm, que realizó esa entrevista a los Sussex, ha rebatido tajantemente la afirmación de Meghan. "Mi recuerdo es definitivamente mucho, se le pidió hacer una entrevista, y hacer dicha entrevista", dijo Mishal en la BBC Radio 4 esta mañana. Y añadió: "Sabemos que los recuerdos pueden variar sobre este tema en particular, pero mi recuerdo es, sin duda, que me pidieron hacer una entrevista, y hacer dicha entrevista".
Incluso las afirmaciones que Meghan ha hecho sobre sus atuendos han sido objeto de escrutinio. En el tercer episodio, dice que rara vez llevaba ropa de colores en estas costas. "Cuando estaba en el Reino Unido, rara vez vestía de color", comenta, explicando que la razón era no desentonar con la difunta Reina. "Llevaba muchos tonos apagados. También lo llevaba para poder pasar desapercibida", dice Meghan. "No quiero destacar. No quiero avergonzar a la familia". Sin embargo, las innegables pruebas fotográficas tomadas de muchas salidas reales demuestran que Meghan llevaba con regularidad muchos colores brillantes. Después de estas píldoras que se pueden ver en la docuserie, tal y como ha dado a conocer The Mirror se dice que el príncipe Guillermo está "completamente furioso".
tracking