Lucía Rivera: sus flechazos moda, belleza y 'lifestyle'

¿Quién es tu musa? ¿Qué llevas siempre en el bolso? ¿Qué libro leerás este verano? La modelo se sincera sobre sus grandes descubrimientos y pequeños hábitos.

Con apenas 21 años, Lucía Rivera se ha convertido en una de las modelos e influencers más codiciadas de nuestro país. La hija de Cayetano Rivera y Blanca Romero, seguida por más de 162 mil personas en Instagram, es un referente en moda y belleza que también ha sabido reinventarse en tiempos de crisis. ¿Entre sus luchas? El consumo de moda local, el apoyo infinito a la moda "fabricada en España". La modelo lo confirma, toca ser "conscientes de que tenemos un talento brutal."

Abanderada de un estilo casual chic, no es casualidad que su musa sea Lady Di. La joven estrella ha hecho de la americana su prenda fetiche (en cualquier temporada, ideal con un buen jean y camiseta, zapatillas o botines anchos) y suele optar por tonos neutros, minimalistas como el blanco o el negro aunque nos sorprende puntualmente con prendas más inesperadas, como las estampadas de Toile de Jouy (¿recuerdas su total look de Uterqüe?), modelos tie-dye o llamativas Converse que reafirman que la elegancia es posible en cualquier circunstancia. Lucía Rivera consigue el equilibrio perfecto entre chic y sexy, con cortes favorecedores y colores cuidados. La modelo, generadora de tendencias, también lo demuestra con la elección del lila como color clave del verano. Eso sí, llevado de una forma delicada, "tiene que ser muy claro, sencillo y elegante, los tonos pastel me encantan". No es casualidad, una vez más, que se declare amante eterna de Dior.

¿Y a nivel belleza? Su melena y ojos oscuros, sin artífices, subrayan una gran naturalidad. ¿Qué encontramos en el bolso de Lucía Rivera? Confiesa llevar siempre un pastillero, un corrector, un rimel y un labial... aunque nunca lo use. Antes que el color, apuesta por el cuidado. El cacao sí es una constante belleza de la que no puede prescindir. Y confiesa, con encanto, llevar muchas gomas de pelo "porque siempre se pierden".

Entre sus pertenencias estivales se encontrará la nueva obra de Jedet, Efecto mariposa. Una lección de valentía que inspira a la modelo cuyos mantras resumen una visión de la vida positiva y fuerte. "Vive y deja vivir" y "Todo va a salir bien". Incluso cuando parece que nada puede mejorar. Aunque la pandemia nos siga azotando vivazmente, puede que encontremos a la modelo próximamente en Sídney, Los Ángeles o París, que echa de menos. Deslumbrando una vez más con madurez, encanto y sencillez.

Continúa leyendo