Christian Dior

Diseñador / Wiki
También te puede interesar:
Christian Dior

Origen:

Diseñador

  • Fecha de Nacimiento: 21/1/1905.
  • País: Francia
  • Web
  • Twitter

Christian Dior nacía en Granville, Normandía, en 1905 en una acomodada familia de industriales que se dedicaban al negocio de los fertilizantes. Sus padres siempre aspiraron a que Christian, su hijo pequeño, hiciera la carrera diplomática, de ahí que le animaran a estudiar Ciencias Políticas. Sin embargo, él siempre había querido dedicarse al mundo de las artes por lo que después de terminar sus estudios, en 1928, se instaló en París y abrió una pequeña galería de arte. Por desgracia para él pero por suerte para el mundo, el negocio de su padre fracasó por lo que se vio obligado a vender su tienda, en la cual se podían encontrar obras de gente como Picasso o Max Jacob.

Ya instalado en París y sin nada entre las manos, Dior comenzó a trabajar en los años 30 de patronista en la casa de moda de Lucien Long, donde Pierre Balmain y él eran los principales diseñadores. Fue en 1945 cuando por fin decidió establecerse por su cuenta apoyado por Marcel Boussac, un rico fabricante de algodón; sería en diciembre de 1946 cuando por fin inaugurara su propia boutique, y en febrero del año siguiente presentaría su primera colección, Corolle. En este momento nacía lo que sería conocido como New Look y, de paso, la leyenda.

Monsieur Dior

“El entusiasmo por la vida es el secreto de toda belleza. No existe belleza sin entusiasmo.” Christian Dior

El New Look nacía en plena posguerra, en un momento de austeridad y recogimiento tras los desastres de la que aún hoy es recordada como la peor contienda de Europa. En un momento en que todas las marcas de ropa apostaban por la austeridad y las formas conservadoras, Christian Dior apostó por la voluptuosidad y el énfasis en las formas femeninas. De ahí el nombre de Corolle (corola), que evoca a las siluetas voluminosas y etéreas; esta colección estaba formada por prendas que se ajustaban a la cintura, lo cual daba lugar a curvas y formas redondeadas.

La todopoderosa editora de la edición americana de Harper's Bazaar, Carmel Snow, fue quien acuñó el término New Look y colaboró desde sus páginas a encumbrar a este inimitable modisto. Durante la década de los 50, no sólo las damas de la alta sociedad y la realeza europeas se convirtieron en fanáticas de sus creaciones, sino que la crème hollywoodiense también se rindió a sus pies: Ava Gardner, Marlene Dietrich, Rita Hayworth eran asiduas clientas de Dior. Sin embargo, no podemos decir que las creaciones de Dior fueron aceptadas desde un primer momento, ya que al principio las señoras se quejaban de que sus vestidos cubrían demasiado sus piernas. Acostumbradas a la escasez de tela durante la contienda bélica, habían acortado sus faldas durante muchos años de manera que les parecía que Monsieur Dior utilizaba demasiado tejido para cada prenda. A pesar de que en los primeros años incluso se burlaban de la generosidad del modisto a la hora de cortar las telas en ciertos círculos parisinos, el buen gusto se terminó imponiendo y, gracias a la labor de Christian Dior, París se convertiría en la capital mundial de la moda que aún es hoy.

Christian Dior moría de forma fortuita, de un ataque al corazón, en 1957; poco después, un joven llamado Yves Saint Laurent entraba como patronista en la casa Dior. En 1960 se vio obligado a abandonar su puesto para hacer el servicio militar, y la firma se vio sumida en su época más oscura y convencional de la mano de Marc Bohan. Sería en 1988 cuando, con Gianfranco Ferré como nuevo Director Creativo, la casa recuperaría su pasado de esplendor y glamour.

La re-confirmación del grupo Dior en lo más alto del lujo llegaría en 1996, cuando el gibraltareño John Galliano sustituyó a Ferré y volvió a trasladar a la firma a las más altas cotas de feminidad, exclusividad y encanto. De hecho, podríamos decir que Galliano -muy a su manera y pasado por su filtro deliciosamente excesivo- es el heredero del estilo femenino, romántico y opulento que en su día inició Christian Dior. En 2011, tras un escándalo de su estado de ebriedad y declaraciones antisemitas en un bar de París, Dior decidía despedir a Galliano. Tras unos años con Raf Simons al frente (el belga firmó los diseños de Dior de 2001 a 2015), la dirección creativa de la maison estuvo en manos de un equipo creativo. La italiana Maria Grazia Chiuri es la directora creativa de la casa desde finales del 2015. Anteriormente en dúo con Pierpaolo Piccioli en Valentino, presentó su primera colección en 2016 de la forma más contundente posible, con la camiseta We Should All Be Feminists. Un mensaje claro que marcaría el rumbo del camino de la diseñadora que no deja de sorprender, permaneciendo fiel a los valores de la casa francesa emblemática. 

Diseño de Dior

Hoy, Dior SA es parte íntegra del grupo LVMH,. Todo un emporio de la moda mundial, divide su acción entre la colección de Haute Couture y prêt-à-porter femeninos y sus accesorios. 

Entre el infinito legado de la casa, destacamos la colonia Miss Dior, creada en 1947, pero también los zapatos del mismo nombre, el bolso Montaigne y Lady, homenaje a la princesa Diana de Gales que lo lucía habitualmente, y por supuesto el perfume J'adore que sigue siendo uno de los más amados de la casa.

¿Dónde observar el legado de la casa? En Granville (Francia) se ubica el museo permanente de Christian Dior, que a su vez cuenta con piezas emblemáticas del diseñador. El Victoria and Albert Museum alberga en la actualidad "Christian Dior: Diseñador de Sueños", una impresionante exposición que cuenta con más de  500 objetos, 200 prendas raras de alta costura que se muestran junto con accesorios, fotografía de moda, películas, perfumes de época, maquillaje original, ilustraciones, revistas y objetos personales del diseñador. ¿Una de las piezas más impresionantes? El vestido de Christian Dior que usó la princesa Margarita para las celebraciones de su cumpleaños número 21, generosamente prestado por el Museo de Londres.