Zara Larsson tuiteó sobre este modelo y ahora es su novio

3 minutos

No suele ser noticia Twitter por cuestiones de amor, pero para toda norma hay una excepción. La cantante sueca la ha encontrado.

twitter amor zara larsson
Foto: Instagram de Zara Larsson.

Cupido buscaba Tinder y su flecha acabó en Twitter. Le dijeron que la red social empezaba por ‘t’ e introdujo la primera dirección que sugería el GPS de la alcajaba. Tampoco se clavó en la cajetilla del pajarillo. La rozó y continuó su aventura hasta el mundo real.

No arraiga en Twitter el amor. Ese se concentra en los comentarios de Instagram de las amigas de infancia como si fuera naranja en un litro de zumo de brik. Un volumen notable de sus habitantes, tuiteros anónimos, gusta de revolcarse en el barro del haterismo (que no es odio, sino aburrimiento gamberro). Hace unos días los comentarios maliciosos empujaron a Ed Sheeran por la borda de Twitter. Al cantante, que emplea un loop pedal en sus conciertos, los tuiteros lo acusaron de emplear una pista de fondo. El loop pedal, o looper, es un aparato en el que el cantante suele grabar durante sus conciertos y sobre el escenario secuencias de guitarra que hacen de base mientras él toca otras. Y Ed Sheeran, que lleva años haciendo alquimia musical en directo, se hartó. Abandonó Twitter. Pero fue una separación breve, como las rupturas dietéticas con los hidratos de carbono. Twitter, descubrió el cantante británico, no es lugar para el amor.

Pero para toda norma debe haber una excepción y de encontrarla se ha encargado la cantante sueca Zara Larsson. Si no te suena su nombre, te suenan sus canciones. La has oído recientemente junto a Clean Bandit y aún debería colarse en tu cerebro, y de vez en cuando en la radio, su single Uncover. La sueca, de 19 años, ha protagonizado la fantasía adolescente absoluta.

Tiene novio. Esa no es la fantasía. Aunque el chico en cuestión trabaja como modelo de pasarela. Esa tampoco es. Aunque podría. Pero no. La historia tiene más fondo. Viene de largo. Por atinar, de un año y medio.

En noviembre de 2015, Larsson escribió un tuit acompañado con dos fotografías de un joven modelo. Preguntaba quién era, dónde vivía, cuántos años tenía, por qué tenía tan buen cuerpo y cómo le gustaban los huevos por la mañana. Entonces el tuit alcanzó un millar y medio de favoritos. Luego se hundió en el abismo tuitero. Hasta hace unos días. Entonces una seguidora de la cantante, samilarsson, lo pescó de las profundidades de la red social. La Larsson real acababa de anunciar, a través de un post en Instagram, su estado sentimental. Tenía novio. Uno muy guapo. Como para ser modelo de pasarela.

Y lo era. El mismo de su tuit. Él se llama Brian Whittaker, tiene 18 años y nacionalidad británica. Cuando Larsson se topó por primera vez con él, acababa de iniciar su carrera como modelo.

La fan pescadora publicó un tuit con el pantallazo del que la cantante había escrito hacía dos noviembres. “Zara Larsson ha ganado la partida, chicos” era su comentario. El tuit se hizo viral. A la cantante le llegó el eco del revuelo tuitero y reaccionó. Colgó en Instagram una foto de los dos. El título: “Le gustan los huevos revueltos”.

He likes his eggs scrambled

Una publicación compartida de Zara Larsson (@zaralarsson) el

Continúa leyendo...

CONTENIDOS SIMILARES

COMENTARIOS