5 consejos de experto para superar la inseguridad en tu relación de pareja

¿Te comen las dudas y las preguntas en tus relaciones? Aquí tienes algunas claves para superar las inseguridades más comunes.

'¿Me querrá?’ '¿Seré suficiente para él?’, '¿y si me deja?’. Al comienzo de cualquier relación es normal que surjan dudas e inseguridades, sobre todo si no se tiene mucha confianza en la pareja o se tiene poca autoestima. Por lo general, las inseguridades desaparecen a medida que pasa el tiempo y la conexión en pareja se vuelve más fuerza. ¿Pero qué ocurre si nunca las superas? Si te quedas anclada en la pregunta de ‘me querrá o no’, tu relación terminará sufriendo y no conseguirás avanzar. 

Así que si te sientes identificada y notas que te cuesta dejar de pensar en todos los aspectos de la relación o que no puedes evitar subestimarte, toma nota de estos consejos de experto para superar las inseguridades y la desconfianza en una relación.

Piensa antes de actuar: Las inseguridades pueden manifestarse a través de peleas y discusiones frecuentes. Antes de desahogarte con tu pareja, intenta descubrir el origen de tu malestar. En la mayoría de las ocasiones, las inseguridades no son el problema de la pareja y tienen que ver más con la forma en que nos sentimos sobre nosotras mismas. Así que antes de reclamar y pedir, reflexiona sobre tus emociones. Si tu no te entiendes, tu pareja no podrá hacerlo.

Cuídate: La mayoría de inseguridades proyectadas en una relación de pareja provienen de un descontento o de un complejo personal. Por ejemplo, físico. Así que haz todo lo que necesites para sentirte mejor contigo misma y empezar a quererte y cuidarte desde dentro: un tratamiento de belleza, apuntarte al gimnasio para ponerte más en forma, comprarte un modelito de ropa sexy nueva que te empodere, un cambio de look radical… Cuanto más cómoda estés con tu piel, mucho más segura estarás contigo y en tus relaciones con los demás.

Reflexiona sobre tu pasado:  Las inseguridades no surgen de la nada. La gran mayoría de ellas tienen su origen en el pasado: en un trauma infantil, en una relación pasada que salió mal, en una discusión en familia, en un accidente, en un engaño anterior de una persona importante… Intenta reflexionar y pensar en el pasado para intentar identificar sus posibles causas, quizás te ayude.

Vive el presente: De nada sirve pensar en el futuro, hacer suposiciones sobre lo que puede pasar en una relación, si tu pareja será para toda la vida, si te dejará en algún momento… Vivir una vida plena llena de amor centrada en el aquí y el ahora significa que debes ser vulnerable, sin miedo al rechazo.  Lo que tenga que ser, será.

Relativiza: A ver, piensa… Si tu pareja está contigo, es por algo. Es muy importante que relativices tus inseguridades y las aparques a un lado, dando más relevancia a los hechos positivos: tu pareja te quiere, está contigo por el momento, te eligió a ti para compartir su vida en este momento… ¿Por qué ibas a dejar que una inseguridad se interponga en tu camino? Hay que ver las cosas buenas de todo.

Continúa leyendo