Peeling en casa: ¿Se puede conseguir una buena exfoliación desde casa? Resolvemos las 12 dudas más comunes

Dos expertos nos explican los beneficios y cómo conseguir optimizar los efectos desde casa o en cabina. No tengas miedo, tengas la piel que tengas, existe una exfoliación perfecta y beneficiosa para ti.

Peeling desde casa: cómo realizarlo
Imaxtree

¿Te has hecho esta semana un peeling? Seguramente que tengas que hacer memoria para poder recordar hace cuánto no te haces una exfoliación. La realidad es que la piel necesita deshacerse de todas esas impurezas que impiden que los tratamientos actúen con la efectividad que deberían tener (y si estás tomando el sol lo aconsejamos para que el bronceado sea uniforme y retiremos bien las impurezas de cremas, cloro, sal... ). Las pieles sensibles o con acné sienten especial rechazo a este tipo de tratamientos. Para desterrar viejas creencias o conceptos anclados en tu mente erróneamente consultamos a dos expertos y les sometemos a un cuestionario de 12 preguntas (las más demandadas) para que entiendas perfectamente todo el bien que puede hacer este tratamiento para tu piel, tanto si te lo haces en casa como en un centro profesional. 

1. ¿Por qué es importante el peeling?

"Es interesante incorporar el efecto peeling en la higiene habitual (una o dos veces por semana dependiendo del tipo de piel) para purificar y limpiarla en profundidad y eliminar toxinas y células muertas", nos explica Nacho Valle, Responsable Visita Médica Bioderma España.

2. ¿Varía el tipo de peeling según la época del año?

Nacho Valle continúa "en pieles grasas es recomendable introducir un producto exfoliante superficial durante todo el año. Además, es interesante en épocas de otoño/ invierno (cuando no se está expuesto al sol) incorporar un peeling más profundo, para que limpie y regenere la piel al completo".

3. ¿Qué componentes son los más recomendables y efectivos?

Desde Bioderma nos explican que "los AHA (Alfa hidroxiácidos, como el Ácido Glicólico) son altamente efectivos. En dosis bajas, como en el caso de nuestro producto Sébium Night Peel (concentración del 15%) pueden utilizarse con mayor recurrencia".

4. ¿Cuáles deberíamos evitar - al menos para tratamientos en casa sin supervisión-?

"Debemos evitar cualquier peeling químico de nivel medio, ya que actúan en la capa más profunda de la epidermis. Sus concentraciones suelen ser más elevadas que las de un peeling superficial y, por tanto, requieren una supervisión de un especialista", matiza Nacho Valle.

5. ¿Según tipo de piel qué frecuencia deberíamos tener?

"En una piel grasa es recomendable utilizarlo 2-3 veces a la semana, exceptuando las sensibles e hipersensibles, que con 1 vez a la semana sería más que suficiente. Si este tipo de pieles se exceden pueden presentar rojeces y otros problemas de piel en el futuro", nos aclaran desde Bioderma.

6. Protocolo de realización de un peeling

Y concluye con el perfecto desarrollo de este protocolo: "en primer lugar, recomendamos limpiar bien la piel para eliminar cualquier rastro de cremas, maquillaje, contaminación… y dejarla ‘libre’ para que el peeling ‘trabaje’ bien, por sí solo, y penetre en las capas profundas de la piel. A continuación, aplicar el peeling. Al día siguiente es importante retirar de nuevo las impurezas generadas nuevamente" y proceder con tu habitual protocolo de hidratación diario.

 

7. ¿Todas las pieles se pueden permitir uno granulado?

"Las pieles que deben tener más cuidado con los peelings son las pieles sensibles. A no ser que se los paute un especialista, deben alejarse de los peelings agresivos y químicos y, también, por precaución de los granulados. Si bien es verdad que existen diferentes tipos de grano, puede que al exfoliar controlen las maniobras y se les quede la cara rojita. Para evitarlo, una opción es aplicar peelings líquidos. Aunque la textura sea diferente la función es la misma: eliminar impurezas para dejar la piel limpia y purificada" nos explica Dra. Mira – médico estético y codirectora de la Clínica Mira + Cueto (Medicina Estética y Nutrición.  Apolonio Morales, 13G. Madrid).

8. ¿Qué operación experta merece los de fabricación casera?

Y continúa la doctora Mira: "hay que tener cuidado, sobre todo porque por desconocimiento se pueden utilizar como ingredientes una serie de elementos que no son aptos para el tipo de piel. Por ello, siempre, antes de un peeling, si no conoces tu piel, es preferible que te la examine un especialista para poder determinar qué tipo de peeling es el más recomendado para cumplir con tu objetivo".

9. Tengo la piel muy seca y tengo miedo de hacerme uno, ¿debería desterrar este miedo?

Desde la Clínica Mira + Cueto continúa: "no tienes por qué tenerle miedo. De hecho, los peelings cosméticos con Ácido Glicólico son muy recomendables para las pieles secas. No solo eliminan toxinas y limpian la piel en profundidad, también la iluminan y la hidratan. Si aun así sigues temerosa, prueba a hacerlo 1 vez a la semana y, pasadas unas semanas, tras comprobar en ti misma sus efectos, continúa el tratamiento a 2 veces por semana".

10. ¿Cómo se cuida la piel después de realizarte uno?

"Si es con un peeling en casa, cosmético, con la rutina habitual. Pero si se ha realizado un peeling más agresivo, en una consulta médica, lo ideal es evitar la exposición solar, tanto 1 mes antes del tratamiento, como después. Así calmaremos la piel y evitaremos el riesgo de hiperpigmentación. Tampoco se debe manipular ciertas lesiones que puedan aparecer (como granitos) y es muy importante que la piel esté súper hidratada durante todo el día. Así que no olvides aplicar crema con altos componentes hidratantes, como por ejemplo el Ácido Hialurónico, y beber mucha agua", aclara la Doctora Mar Mira.

11. Protocolo de realización de un peeling en casa por la Dra. Mar Mira

-Limpiar bien la piel para eliminar cualquier rastro de cremas, maquillaje, contaminación… y dejarla ‘libre’ para que el peeling ‘trabaje’ bien, por sí solo, y penetre en las capas profundas de la piel.

-Aplicar el peeling. Si es nocturno y hay que dejarlo toda la noche mientras duermes no te preocupes. Al día siguiente te lavas el rostro y aplicas tu rutina de belleza habitual. Si es un peeling tipo exfoliante ‘con tiempo’, déjalo actuar los minutos recomendados y retíralo con agua. Luego procede con tu rutina de belleza habitual.

12. Protocolo de realización de un peeling en cabina

Sobre los peelings en cabina, la Dra. Mar Mira señala que “una ‘ITV’ invernal requiere, sí o sí, de un buen peeling. Hay tres opciones ganadoras: los peelings de Ácidos Pirúvico, Azelaico y Mandélico, idóneos para una renovación cutánea suave (y controlada) y a la vez altamente efectiva. Un tratamiento de categoría médica, seguro e indoloro, sin periodo de recuperación y con resultados visibles. Aptos para todo tipo de pieles, incluso las sensibles, ya que sus componentes se personalizan (son combinables entre sí) en función del estado de la piel y los objetivos deseados”. ¿La mejor época? El otoño: “Es el ‘momento peeling’ por antonomasia, indica la Dra. Mar Mira. La piel empieza a sufrir los estragos de las bajas temperaturas y es importante regenerarla y reforzarla. La tendencia internacional en Medicina Estética es evitar cada vez más los agentes excesivamente agresivos para la piel (como el fenol en concentraciones elevadas, utilizado solo en algunos casos con un importante foto-envejecimiento) y optar por fórmulas más suaves, pero a la vez efectivas en la tarea de promover una eficaz renovación dérmica; una tarea en la que ciertos ácidos como el Pirúvico, el Mandélico o el Azelaico son grandes aliados”.

Según la necesidad específica, se optará por un hidroxiácido base:

-Ácido Azelaico: Especialmente indicado para pieles sensibles (que no suelen tolerar otros activos más fuertes), también aquellas con telangiectasias, rojeces o rosácea, Flushing, o ligeramente fotoenvejecidas e hiperpigmentadas. El Azelaico tiene propiedades despigmentantes, lo que facilita una descamación suave, ni irritante ni agresiva.

-Ácido Mandélico: Idóneo para pieles grasas o acnéicas, con pigmentación irregular y habitualmente fotoexpuestas ya que no genera fotosensibilidad. Por sus propiedades químicas, debido a que es una molécula de alto peso molecular, se absorbe muy despacio a través de la piel y no genera picor ni irritación. Tiene un elevado poder de penetración, lo que facilita la generación de glucosaminoglicanos en las capas medias de la piel, obteniendo mayor turgencia y elasticidad. También es apto para pieles reactivas que no toleran otros agentes químicos.

-Ácido pirúvico: Para pieles con bastante daño solar y/o deshidratadas. Es una molécula que se convierte químicamente en ácido láctico, lo que facilita sus propiedades hidratantes y dermoplásticas (mejora la textura de la piel al aumentar su nivel de hidratación). También tiene un elevado poder de penetración. Genera un ligero pelado, con muy poca rojez y no provoca sequedad cutánea, porque al convertirse en ácido láctico forma una película que evita la falta de hidratación.

(El tratamiento dura unos 30 minutos aprox|PVP: 150 €/sesión)

Si te has realizado alguno de estros tratamientos, el protocolo de cuidado en casa es diferente:

- La fase de ‘ pelado’ (es un pelado paulatino y suave, cuyo efecto se asemeja al de emplear una goma de borrar, comenzando por el centro del rostro) se da a partir del tercer día post tratamiento y continuará durante 3 días aprox., según el tipo de piel. La hidratación debe ser intensa y a demanda, y la protección solar alta y a diario.

- Pasados 7 días tras el tratamiento, se recomienda volver a la clínica para hacerse una regeneración intensa en cabina, y de este modo se potencian los efectos del peeling con activos específicos como Vitamina C, Hidroxiácidos, Retinoicos, así como activos hidratantes.

Gloria Vázquez Sacristán

Gloria Vázquez Sacristán

Vivía dividida entre ser escritora, panadera o guionista de cine. No concibo la vida sin música, un verano sin libros, ni una buena conversación que no sea en torno a un plato de comida. Apasionada de la moda y la belleza desde pequeña, amante empedernida de los deportes de montaña y acuáticos, coleccionista de perfumes y tacones que no aguanto más de dos canciones. No recibí la llamada de la medicina, como le hubiera gustado a mis padres, pero sí sentí la necesidad de buscar el bienestar de los demás y a eso me dedico, humildemente, con mi pluma o mi teclado, desde aquí, todos los días.

Continúa leyendo