Así es el refugio de Naty Abascal en el Algarve portugués

La exduquesa de Feria ha buscado asilo en el país vecino, en uno de los momentos más delicados para su familia. Y es que su hijo Luis Medina acaba de ser imputado y tendrá que acudir al juzgado el próximo 25 de abril.

La exmodelo posee una casa desde hace más de 15 años a la que acude cada verano para desconectar y descansar. Situada en la Isla de Tavira es uno de sus mayores secretos del que pocas veces ha hablado. Está cerca del resort la Quinta do Caracol y es un lugar que alaba por su “exuberante jardín, plantas exóticas y arquitectura típica”. 

Naty Abascal
Gtres

La revista Diez Minutos descubre esta semana el lugar donde Luis Medina, ahora uno de los hombres que más titulares acapara, se ha refugiado junto a su madre en Semana Santa. De los muchos destinos que podía elegir ha escogido el que para la familia siempre ha sido es lugar dónde escaparse y desconectar en verano. Estamos acostumbrados a ver a Naty surcar el Mediterráneo junto a sus amigos en yates de lujo, pero siempre guarda unos días para disfrutar de la tranquilidad que le proporciona la Isla de Tavira, en el Algarve portugués.

Tavira, situada en el parque natural de Formosa, tiene una extensión de 11 kilómetros de playas y allí, desde hace más de 15 años, Naty posee una casita a la que acude con familia y amigos muy cercanos. El lugar situado junto al resort Quinta do Caracol lo ha mantenido siempre escondido al gran público, sólo una vez en Casa y Campo habló de lo que llamó “su escondite secreto”. El exclusivo lugar combina a la perfección tranquilidad, gastronomía y lujo. Precisamente en ese resort tiene predilección por un apartamento al que denominan “Amor perfeito” y en el que se ha alojado habitualmente. De hecho, cada vez que acude solicita este lugar, por su ubicación y vistas, por un lado, a la Playa do Barril, una de las más atractivas de Tavira y otra a las salinas de Ría Formosa.

Naty Abascal y Luis Medina
Gtres

Hasta allí se ha escapado con su hijo Luis para apartarse del foco mediático. El próximo lunes 25 de abril, Luis Medina tendrá que acudir al Juzgado número 47 de Madrid para declarar a las 10:30 horas en carácter de imputado; debido a un delito de estafa, falsedad documental y blanqueo de capitales. Una noticia que se ha salido a la luz este mismo miércoles, tras conocerse que el juez que instruye la causa, Adolfo Carretero Sánchez; ha imputado al famoso empresario y le ha impuesto una fianza de 891.000 euros para asegurar sus responsabilidades pecuniarias; una cantidad que deberá abonar en un plazo de tres días. Carretero también ha decidido ampliar su imputación al delito de alzamiento de bienes, puesto que cuando solicitó hace unos días el embargo de sus cuentas, en ellas sólo había 247 euros.

Luis Medina
Gtres

Luis ha estado haciendo una vida aparentemente normal, sacando a su perro cada día, y respondiendo con monosílabos a los periodistas que estaban en su puerta. Desde que se conoció el escándalo de las mascarillas el marqués de Villalba tan sólo ha dado alguna que otra declaración, y siempre en la misma línea, mostrando su tranquilidad ante una operación en la que dice estar todo correcto. En declaraciones a ABC añadió “me interesa el juicio penal el mediático ya lo he perdido”. Y tiene razón, el foco está en él más que en su socio Alberto Javier Luceño quien fue según la defensa de Medina quién ejecutó e intervino en la mediación, siendo además el que impuso los precios. En esta entrevista aclaró que Alberto nunca había sido su socio, que jamás habían tenido una sociedad mercantil en conjunto y que sólo han tenido una relación comercial temporal.

El asunto se presenta complicado y ha trastocado los planes de la familia siempre asidua a la Semana Santa sevillana. Es de los pocos años en los que no se ha visto a ningún miembro de la familia disfrutando de las procesiones. Ni Naty ni Luis, por supuesto, ni a Rafael Medina, actual duque de Feria, con su mujer Laura Vecino y sus hijos. 

Antonio Rossi

Antonio Rossi

Tras casi 25 años de profesión, puedo decir que he hecho de casi todo y he vivido e informado de los acontecimientos sociales más importantes de las dos últimas décadas. He pasado por diferentes redacciones de prensa, radio, productoras, agencias y televisión. Lo mejor de esta profesión es que cada día es diferente. Y aunque cambies de compañeros, de canal o redacción hay algo que nunca he dejado atrás y siempre me acompaña, la pasión y las ganas. No perder la ilusión es la base de mi día a día. Y lo aplico en el trabajo y por supuesto también en mi vida.

Continúa leyendo