Cómo cuidar tu plancha del pelo para que te dure muchos años intacta

¿Usas esta herramienta de belleza casi a diario? Aquí tienes algunos consejos para cuidarla y sacarle el máximo partido.

Reconócelo: con el paso de los años se ha convertido en una de las herramientas que más utilizas, con la que casi no podrías vivir o salir a la calle y que transforma tu imagen por completo… Hablamos de la plancha del pelo, sí, ese accesorio ‘beauty’ que llegó a nuestras vidas hace ya bastantes años para permitirnos alisar, peinar, rizar, ondular (y domar, al fin y al cabo) nuestro pelo con resultados casi profesionales en casa. ¿Quién no tiene una?

Un aparato que usamos mucho… pero no siempre de la forma correcta, eso sí. Y es que... ¿sabías que algunos hábitos que sigues al plancharte el pelo pueden hacer que tu plancha dure menos tiempo, que pierda efectividad o que tu pelo no quede tan bien como debería al usarla? Aquí tienes algunos consejos sencillos que deberías poner en marcha para cuidar mejor tu plancha del pelo y lograr que te dure en perfectas condiciones el mayor tiempo posible. ¡Toma nota!

1.  Utiliza la plancha siempre con el pelo seco: ¿Tienes prisa y te planchas el pelo cuando todavía está húmedo o mojad? ¡Error! Además de dañar las placas de la plancha, puedes quemarte el pelo o dañarlo seriamente. La plancha produce vapor a una altísima temperatura, y si el cabello está muy mojado, la cutícula se quemará y el pelo no quedará suelto y fino. Además, en la medida de lo posible, utiliza la plancha sobre el pelo frío, habiéndolo dejado secar después de usar secador, para evitar que se sobrecaliente.

2. Utiliza un protector del calor: Si quieres proteger tu pelo (sobre todo si está dañado o es muy seco) utiliza siempre un protector del calor antes de plancharlo. Estos productos aislan las fibras del cabello, logrando que las altas temperaturas y el calor no lo quemen en exceso.

3. No te olvides de limpiar la plancha: ¿Cuánto tiempo hace que no limpias la plancha del pelo? Aunque no lo parezca, esta herramienta se llena de polvo, de partículas de productos que desprenden los champús, los protectores del calor o los aceites, además de la propia grasa del pelo. Una suciedad que se puede acumular con el paso del tiempo y terminar manchando tu cabello cuando lo planches… ¡Así que no te olvides de limpiarla después de cada uso! 

4. Como limpiar la plancha adecuadamente: Nunca sumerjas la plancha ni la limpies con agua mientras está encendida. Tampoco mientras esté caliente. No utilices paños como estropajos que puedan rayar las placas, en su lugar usa toallitas húmedas para limpiarlas o paños suaves o algodones mojados en un poquito de alcohol. Nunca uses productos abrasivos como desengrasantes o quitamanchas.

5. Guárdala siempre en su funda protectora: ¿Tu plancha venía en una funda? Guárdala siempre en ella, enrollando con cuidado el cable sobre ella (sin retocerlo o apretarlo), para que no se desgaste ni se raye ni se roce con otros aparatos como las tenacillas o el secador del pelo, que seguramente guardes en el mismo sitio en el cuarto de baño.

Continúa leyendo