¿Te atreves con la sopa de cebolla? Descubre el paso a paso de este imprescindible de la cocina francesa

Te retamos a que relices un plato tan delicioso como sencillo, una receta parisina por excelencia. La riquísima sopa de cebolla francesa, un plato muy reconfortante y que ha sido considerado desde la Revolución Francesa como un plato de preparación minuciosa y digno de reyes. Bon appétit!

120 minutos

"Originaria de Francia, país donde se popularizó cuando se servían en el mercado parisino de Les Halles a los noctámbulos que regresaban de una noche de fiesta, la receta se extendió por el mundo en el siglo XIX, teniendo registros históricos desde la Edad Media en muchos países europeos", nos cuentan desde el restaurante Maison Mélie.

¿Has probado alguna vez la sopa de cebolla? En Francia forma parte de casi todos los menús del día de cualquier bistró, puedo imaginármela escrita sobre sus pizarras de madera con su angulosa caligrafía. Deliciosa, con un extra de sabor gracias a la mantequilla y el queso, transforma los primeros platos al instante. Quizá pensabas que era un reto culinario al que no te podías enfrentar pero, la verdad, es que es más fácil de lo que te imaginas. 

Te damos dos recetas de la famosa sopa de cebolla francesa, con dos quesos diferentes, y te invitamos a que te pongas el delantal y te sorprendas a ti misma con este plato tan tradicional de cocina vecina. 

La auténtica sopa de cebolla francesa, receta de Maison Mélie

Maison Mélie, restaurante boutique francés /Génova 11, Madrid), conocido por ofrecer un concepto especial gastronómico que combina una boulangerie y una pâtisserie dentro de su restaurante, nos desvela parte de su recetario francés para aprender a cocinar de una manera diferente y sabrosa.

Ingredientes:
6 cebollas medianas cortadas en tiras finas
1 litro de caldo de pollo
10cl de vino blanco seco
5gr de azúcar
Aceite de oliva
Sal
Pimienta
9 crotones
50gr queso emmental rallado

Preparación de la sopa:
En una cacerola, caramelizar las cebollas con la sal, el aceite de oliva y el azúcar durante 20 minutos. Remover a menudo. Desglasar con vino blanco, reducir a la mitad.
Añadir el caldo y cocinar a fuego lento durante 2 horas.

Montaje:
Colocar los crotones en una bandeja para hornear.
Espolvorear el queso rallado en la parte superior y cocinar a 200ºC durante 7 minutos hasta que se dore.
Servir la sopa caliente con los crotones.

Ingredientes:

  • 30 ml de aceite
  • 50 g de mantequilla
  • 10 cebollas cortadas en aros
  • dos dientes de ajo muy picados
  • 45 g de harina de repostería
  • 2 litros de caldo de carne
  • 250 ml de vino blanco
  • 1 hoja de laurel
  • 2 ramitas de tomillo fresco
  • sal y pimienta
  • 1 barra de pan
  • 200 g de queso Gruyere, rallado.

Elaboración:

Calienta el aceite de oliva y la mantequilla juntos en un cazo grande, echa las cebollas, baja el fuego, tapa el cazo y deja que se hagan 25 minutos hasta que estén caramelizadas, sin dejar de remover de vez en cuando. A continuación, pon el ajo con la harina y remueve; añade el caldo, el vino, el laurel y el tomillo, sazona al gusto y deja que se haga, sin tapar, otros 25 minutos. Cuanto más tiempo lo dejes reposar más sabroso estará.

Por último, enciende el gratinador del horno, corta la barra de pan en rodajas, pon la sopa en tazones y mételos en el horno. Coloca las rodajas de pan en la superficie de la sopa, echa mucho queso por encima, gratínalo hasta que se derrita y sirve inmediatamente.

 

Continúa leyendo nuestras recetas...