Mi jefe me llama en vacaciones, ¿qué puedo hacer?

Si estás disfrutando de esas merecidas vacaciones que llevabas tantos meses esperando (y que te has ganado más que nadie después de un complicado año de trabajo), ¡enhorabuena! Pero no dejes que una llamada indeseada te los estropee.

Mi jefe me llama en vacaciones, ¿qué puedo hacer?

Aprovechar al máximo el periodo de las vacaciones de verano para relajarnos, disfrutar de la familia o simplemente hacer cosas que durante el año no podemos hacer, resulta especialmente importante para nuestro bienestar físico y mental.

Sin embargo, las nuevas tecnologías han supuesto la desaparición de las distancias como espacio físico, al mismo tiempo que han conseguido acostumbrarnos a la absoluta inmediatez en todos los aspectos, incluídas las relaciones laborales, que han experimentado un cambio organizacional importante.

La incursión de estos nuevos sistemas de comunicación en las empresas ha sido tan rápida que no se ha sido capaz de crear de forma rápida determinados límites que deberían regir las relaciones entre las personas en determinadas circunstancias.

Hoy en día no concebimos salir de vacaciones sin nuestro teléfono móvil teniendo en cuenta las ventajas que nos aporta, pues es cierto que nos asiste de no pocos inconvenientes. Pero estar pendiente del dispositivo no te permite disfrutar del momento ni la compañía de la forma más óptima, no rompes la rutina que te acompaña en el día a día y no relajas la mente; pero, además, si tienes un jefe demasiado celoso de su trabajo, podría no entender la importancia de respetar tu tiempo libre como derecho necesario.

Mi jefe me llama en vacaciones, ¿qué puedo hacer?

¿Contesto la llamada, el WhatsApp o el correo electrónico si estoy de vacaciones?

No todos tenemos el nivel de cortesía ni gentileza necesario para comprender que el respeto a los demás es una excelente cualidad; si además de ello se dispone de cierta autoridad en cuanto a jerarquía se refiere, la combinación puede resultar perversa. 

Si tu relación laboral se rige por una jornada marcada con horario establecido, no contempla la “disponibilidad” en la prestación de servicios, ni dispones del correspondiente plus de “puesta a disposición” en la hoja de salario, en principio no tendrías la obligación de ir más allá de lo que tu responsabilidad moral te indique, al menos de que se trate de circunstancias de fuerza mayor.

En tu tiempo libre, y en este caso en el periodo de vacaciones, aunque tienes la opción de hacer lo que creas más conveniente, no tienes obligación legal de atender llamadas, correos electrónicos o cualquier otro sistema de comunicación tecnológica en el ejercicio de tu trabajo para con la empresa. 

Evidentemente, existen determinadas profesiones en las que la disponibilidad viene implícita en la naturaleza del trabajo en si, como personal de vuelo, servicio adscrito a mantenimiento, personal médico, portuario, etc.

Mi jefe me llama en vacaciones, ¿qué puedo hacer?

¿Puede la empresa sancionarme por no coger el teléfono durante mi descanso estival?

Si no te encuentras entre las profesiones anteriormente mencionadas y no estás sujeto a ningún tipo de disponibilidad, no podría caber sanción alguna.

No obstante, la mejor recomendación en estos casos sería hacer entender a la persona que interrumpe tu reposo que tan necesario es para ti como para el buen funcionamiento de la empresa que vuelvas de tus vacaciones habiendo descansado lo suficiente para afrontar los proyectos con la mayor energía posible; para ello debes olvidar tu trabajo y centrarte en disfrutar del verano.

Ciertamente diversos estudios realizados en psicología revelan que el descanso y la “desconexión” que se produce en vacaciones no solamente son importantes, sino que además es necesario para eliminar nuestros niveles de estrés y generar endorfinas que alimenten nuestra positividad.

"En unas buenas vacaciones no tienes nada que hacer y tienes todo el día para hacerlo", Robert Orben.

Nuestra experta

María C. Melero, Licenciada en Ciencias del Trabajo.

Editora del blog antesalarrhh

Continúa leyendo...

CONTENIDOS SIMILARES

COMENTARIOS